Domingo, 21 de septiembre de 2014

| 1992/03/30 00:00

DISEÑO, MODA Y CONFECCION

DISEÑO, MODA Y CONFECCION

CONTRASTES CON ESTILO
FEMINIDAD Y ELEGANcia son las palabras que mejor definen la nueva creación de Paula Casas. Un carrusel de tradición, contraste y versatilidad en cada una de las prendas con el propósito de rescatar el encanto y figura de la mujer colombiana.
Es un juego de la imaginación donde se conjuga lo clásico y los altos contrastes, que según la diseñadora son los elementos esenciales que marcan un estilo propio y novedoso en el camino de la moda.
La colección Paula Casas conjuga lo tradicional "en forma novedosa". A primera vista parecería una contradicción, pero la diseñadora asegura que logra mezclar acertadamente las últimas tendencias de la moda con la sobriedad y elegancia de lo clásico demostrando así que en el universo de la moda todo es posible.
Por eso, las chaquetas tradicionales llevan cortes especiales, solapas originales y dos o tres accesorios que le dan el toque de modernidad a la prenda. No obstante, para ella lo más importante es cuidarse de lo extravagante porque ese no es el concepto de futurismo que rige sus creaciones.
Para la diseñadora un atuendo perfecto es aquel que resalta el cuerpo femenino de manera sutil, por lo tanto juega con la ropa ceñida pero es necesario darle vuelo con algo suelto. Un body en lycra, con un short muy corto y una chaqueta clásica componen la trilogía ideal para lucir femenina y moderna de pies a cabeza.
Pero aquí no termina la colección. Porque no sólo es cuestión de escoger las piezas de un atuendo sino también saber componer un cuadro donde los colores y las telas estén en completa armonía tanto con la figura como con el estilo que se va a crear.
Definitivamente las tendencias del 92 marcan un estilo definido: colores fuertes en contraste con el negro. Fucsia, verde limón, amarillo y morado son algunos de los tonos que Casas rescató del arco iris de la moda mundial y los puso al servicio de su creación.
En cuanto a las telas, Casas señala que el país produce excelentes materiales para la confección y por eso es un placer dedicarle varias horas a la selección de las telas adecuadas para un atuendo. Pero como en todos los campos existen preferencias, la diseñadora se inclina por los paños, la gabardina, el crepé en lana y la lycra.
En pocas palabras, la colección de Paula Casas se convierte en una forma de expresión que beneficia a las jovenes ejecutivas de hoy sencillamente porque llevar una prenda clásica y moderna a la vez es estar preparado para enfrentar cualquier momento del día.
Mezcla de color, tradición y elegancia a toda prueba son los conceptos que reúnen la colección de Paula Casas para los primeros meses del 92.
Para ella, los cinturones son fundamentales. Por una parte, porque es la mejor forma de llevar bien puestos los pantalones y otra porque se trata de un puente que une los encantos de la figura femenina en todo su esplendor.
Por otra parte, se rompe la tradición de las medias superveladas y se reemplazan con las mallas, pues la idea es conservar los altos contrastes de pies a cabeza.
Finalmente, el último toque de gracia para lucir bien son los zapatos. "Porque definitivamente hay prendas que por ningún motivo pueden llevar tacones y hay otras que se ven terribles con zapato plano ", aseguró. Pero no sólo es cuestión de escoger los tacones sino también el modelo y los herrajes que llevan. En este caso la diseñadora aconseja tener extremo cuidado con los modelos extravagantes porque para ella definitivamente la fuerza de lo clásico prima en la concepción de un atuendo. -

DEL DIA A LA NOCHE
DISEÑAR COLECCIONES para toda ocasión no es un trabajo que se realiza del día a la noche. Todo lo contrario, aunque se crean modelos que sirven para el día o para la noche el oficio se lleva varios días enteros y muchas noches en vela. Esto le sucede a la diseñadora Marcela Pérez, quien se ha especializado en ropa femenina tanto ejecutiva como de gala.
Sus diseños ejecutivos presentan rasgos clásicos y modernos a la vez con predominio de faldas cortas plizadas y chaquetas silueteadas en la cintura. Lo más importante es resaltar la comodidad y la sencillez de la mujer moderna.
Entre tanto, el embrujo de la noche cae en manos de la diseñadora colombiana, quien hace un homenaje especial a la magia que recorre las calles, cuando en reemplazo del astro rey, la luna queda encargada de iluminar los rincones de la moda.
Una colecdón donde se realzan la sencillez y la elegancia en un solo trabajo para engalanar las veladas que se organizan bajo la luz de la luna.
El trabajo de creación comienza por la elección de los materiales. "Me encanta trabajar con terciopelo, tafetán y brocados porque le dan un sentido pleno a mis creaciones por su textura y contrastes con los destellos de la noche ", aseguró Pérez. Por eso, sus trajes de gala rondan entre la suavidad y lo sofisticado para terminar en una combinación de materiales elegante y sobria. Porque definitivamente uno de los mayores atractivos de la colección es el juego de materiales que se destaca a lo largo y ancho de las prendas.
Para ella, el negro es el color de las noches. Tradición que lleva largo tiempo en los escenarios de la moda pero que no pierde el primer lugar dentro de las preferencias cromáticas de diseñadores, confeccionistas y amantes de la moda.
Sin embargo, las nuevas tendencias traen al escenario los colores fuertes para acompañar el negro en su recorrido por vitrinas, pasarelas y eventos que se realizan en honor a su majestad la moda.
Y es que hoy por hoy, la noche se ha convertido en el refugio de trajes donde un fucsia en la parte superior irrumpe en la fiesta del brazo de una falda negra en terciopelo para ser los anfitriones del homenaje en materia de alta costura.
El juego de contrastes no se detiene allí, pues los colores azul celeste, verde billar, rojo y amarillo también tienen la palabra a la hora de conquistar nuevas formas de creación y confección. Definidos los dos elementos esenciales de la creación es necesario detenerse por un minuto y pensar en los accesorios porque la noche tiene un nivel de exigencia alto y cualquier error en la selección de los accesorios puede echar al traste el primer esfuerzo.
"Atiborrarse de joyas es un error. Además en cuanto a los demás accesorios hay que tener mucho cuidado con los herrajes. Por ejemplo ,si el cinturón tiene adornos, los zapatos deben ser lisos. En pocas palabras, entre mayor sencillez mayor encanto", advirtió la diseñadora.
Al componer un atuendo hay que dejarse guiar por la sencillez y borrar por completo de la lista lo extravagante. Si la idea es lucir con altura un traje en determinado momento, el exceso de elementos pueden distraer la atención de los admiradores de la moda y no propiamente por su encanto.
Por eso, la llave del éxito de la colección Marcela Pérez para las noches es que cada puntada tenga un nombre propio, pues ella confecciona sus prendas pensando en la modelo en cuestión. "Porque no es lo mismo vestir a una persona obesa que a una delgada, pero definitivamente el universo de la moda permite vestir con clase a las dos, " aseguró .
Así mismo, la sencillez de su confección es un factor importante para que la colección Pérez sea una moda para todas las preferencias femeninas, obviamente cuidando siempre la exclusividad. Fórmula importante cuando de crear una línea propia y definida se trata. -

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×