Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 12/24/2011 12:00:00 AM

El vice de las polémicas

Angelino Garzón, Vicepresidente de la República.

El vicepresidente de la República tiene muy claro para qué sirve el poder, lo usa a su manera y por cuenta de eso lo han calificado de oportunista, populista y desleal. Sin embargo, no le importan mucho esas críticas. De hecho,  su mayor encontrón con el presidente Santos ocurrió por sus diferencias sobre la medición de la pobreza. La forma como salió adelante a pesar del jalón de orejas demuestra que está en el cargo para opinar. Es bugueño, devoto, y tiene en su piel una sensibilidad especial por cuenta de su experiencia como dirigente sindical, fue así como se hizo consciente de lo que significa ser pobre y lo mucho que cuesta brillar en esta sociedad. Estuvo en la CUT, fue miembro de la Asamblea Nacional Constituyente, ministro de Trabajo, gobernador del Valle y cuando salió de la Alianza Democrática M-19 no quiso volver a militar en partido alguno. Lleva un año y casi cinco meses como vicepresidente de la República y ha hablado de todo: negociaciones con las Farc, los altos costos de las universidades privadas en Colombia, las pensiones, la masacre de Mapiripán y el fuero militar. Ahora Garzón está pendiente de su candidatura a director general de la Organización Internacional del Trabajo (OIT). Muchos se preguntan si con ello se quitaría el gobierno un peso de encima.  Tal vez sí, pero sin duda Garzón tiene asegurado un futuro político más allá de la Vicepresidencia.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.