Miércoles, 18 de enero de 2017

| 2006/02/12 00:00

Empujando la región

La empresa privada en la Costa Caribe busca la forma de crear oportunidades de desarrollo social.

Grandes compañías de la Costa Caribe han creado fundaciones destinadas a mejorar el desarrollo humano de la región. El trabajo está centrado especialmente en educación, salud y creación de microempresas.

La región Caribe, caracterizada por un endémico rezago económico, social y educativo, busca de distintas formas salir adelante. En esta tarea, la empresa privada ha cumplido un rol importante. En los últimos años han destinado recursos y capital humano al trabajo social y la filantropía, a través de fundaciones que favorecen a la gente de bajos recursos. Es mucha la gente que está aportando desde la industria a buscar salidas a la iniquidad y el bajo nivel de desarrollo humano. Fundaciones como El Cerrejón o Promigás son dos ejemplos de las empresas que buscan tener impacto en el desarrollo humano de la región. La fundación Promigás, por ejemplo, trabaja con las comunidades ubicadas en la zona de influencia del gasoducto en más de 75 poblaciones de la Costa. Cerca de 3.000 millones de pesos invierte Promigás en dos líneas concretas de desarrollo: el educativo y el empresarial. Su primera línea comenzó hace 10 años, cuando esta empresa decidió apadrinar su primer colegio de primaria en La Guajira. Este objetivo es ilustrado por su presidente, Antonio Celia: "Lograr una sociedad justa, con progreso y paz es la motivación para que la fundación trabaje por las familias ubicadas en la zona de influencia del gasoducto y así puedan vivir dignamente, con sólidos principios éticos y morales, y las comunidades sean social y políticamente responsables". Así mismo, con el apoyo de la Cámara de Comercio de Barranquilla, realizó de manera exitosa el levantamiento del mapa interactivo de consulta educativa de todos los colegios públicos de la ciudad, que sirve para determinar las necesidades de cada escuela, así como los recursos que poseen y su población estudiantil. Este proyecto ha sido valorado por el Ministerio de Educación Nacional como modelo imitado en otros departamentos. En La Guajira está la fundación Cerrejón, que ha desarrollado proyectos de desarrollo social con los sectores más vulnerables del departamento. La fundación apoya el Centro de Recursos Educativos Municipales (Crem), que ha hecho realidad el sueño de muchos niños, jóvenes fonsequeros y de otros municipios vecinos, con el servicio de espaciosas salas de informática, la sala múltiple y la biblioteca. Su trabajo social en la población vulnerable de La Guajira también intenta mejorar la prestación de servicios en materia de salud, por lo que han realizado múltiples brigadas de salud, con el lema "más gente sana es más gente feliz". Con el fin de ejecutar los proyectos, la fundación Cerrejón cuenta con un presupuesto para este año de 3,6 millones de dólares. Para combatir el galopante desempleo por la alta marginalidad del Caribe, fundación Promigás, con el ambicioso programa famiempresas de economía solidaria microempresarial, asesora, capacita y otorga créditos a las familias ubicadas en la zona de influencia del gasoducto. En 2004, con este programa se beneficiaron 403 famiempresarios. De igual modo, El Cerrejón estimula la generación de empleo con el Plan de Ayuda Integral a las etnias wayuu, que desarrollan granjas experimentales para la cría de caprinos y cultivos de pan comer (Paici), y otras microempresas de lavanderías y tiendas. Como estas dos experiencias solidarias hay varias en la Costa colombiana, habitada en gran parte por comunidades étnicas. El interés de la empresa privada ha sido buscar mejores condiciones de vida para los habitantes de una región golpeada por la iniquidad.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.