Domingo, 11 de diciembre de 2016

| 2000/09/18 00:00

Gripes del siglo XXI

La medicina moderna tiene en la lucha contra el resfriado común y el virus de la influenza, dos de sus mayores retos.

Gripes del siglo XXI

Desde que la gripe es gripe, se han inventado todo tipo de remedios para combatirla: desde los caseros, que incluyen miel de abejas y agua de panela caliente con limón, hasta los más modernos, como las cápsulas de Timiflu, un fármaco experimental que se probó con éxito el año pasado en Estados Unidos y que ayudó a reducir la duración y los síntomas de la gripe en casi la mitad de los pacientes tratados. Las dosis de vitamina C, los sobres de bebidas calientes y todo tipo de analgésicos también están a la orden del día. Sin embargo, la gripe no se detiene. Y su evolución, al igual que la de otros problemas infecciosos, preocupan más que nunca a la comunidad médica y científica. La explicación más sencilla para el fenómeno gripal, es que las defensas del organismo se ven atacadas por un virus al que no pueden oponer mayor resistencia. Las manifestaciones clínicas comienzan con un simple resfriado y dolor de cabeza pero pueden llegar a escalofríos, problemas respiratorios y fiebres altas, caso en el cual el virus adquiere las características propias de la temida influenza, una enfermedad infecciosa que ataca fundamentalmente las vías respiratorias y que en 1918 mató cerca de 20 millones de personas alrededor del mundo. Por fortuna, ya se han desarrollado vacunas y medicamentos inhalatorios para combatirla.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.