Martes, 17 de enero de 2017

| 2000/03/27 00:00

Jugando a ser Dios

Jugando a ser Dios

Los creadores del popular juego SimCity, con el cual se pueden crear ciudades y destruirlas, lanzaron ahora Sims, un juego en el que se crean seres humanos. El jugador debe crear una familia con su correspondiente signo zodiacal e irle enseñando a comer, a caminar y a andar por el mundo. Debe buscarles trabajo en los clasificados, amoblar su casa y ver cómo ascienden o descienden en el mundo laboral. Igualmente ayudarlos a socializar con los vecinos y, por qué no, conseguirles algunos enemigos. Es un juego largo y complejo, pues los resultados se ven tan sólo después de varios días: los niños pueden irse de casa, los padres pueden unirse más o divorciarse, los solteros pueden enamorarse o matarse entre sí.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.