Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 11/28/2004 12:00:00 AM

"La reelección no ha entorpecido las reformas económicas"

En entrevista con SEMANA el ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla, asegura que está haciendo la tarea en materia fiscal y ve el año 2005 con optimismo.

SEMANA: ¿Qué riesgos cree usted que surgen para 2005 por el desajuste fiscal ?

Alberto Carrasquilla: Desde 2003 hemos cumplido las metas fiscales que nos hemos propuesto. La deuda pública ha bajado cinco puntos del PIB como resultado del ajuste fiscal, que vamos a continuar. Existen riesgos externos. En América Latina somos muy vulnerables a fluctuaciones en el tipo de cambio o a frenazos en flujos de capital.

SEMANA: ¿Pueden los mercados cobrarle a Colombia su tardanza en ajustar sus gastos, prestándole plata cada vez más cara o incluso cerrándole el crédito?

A.C.: Los mercados no lo ven así. Las tasas de interés de la deuda pública colombiana en el exterior, con spreads que hoy están alrededor de 360 puntos básicos sobre los bonos del tesoro norteamericanos, son muy bajas. Y han sido muy bien recibidas algunas emisiones de bonos. Los mercados nos ven como un país que está saliendo de los problemas.

SEMANA: Es paradójico que mientras el gobierno anuncia austeridad fiscal, el gasto público crezca 15 por ciento en el presupuesto de 2005...

A.C.: Hay que tener cuidado con esa supuesta contradicción. El presupuesto nacional tiene tres grandes rubros: el pago de pensiones, el pago de la deuda y sus intereses y los gastos ordenados por la Constitución. Si congeláramos todos los demás -y estamos cerca de hacerlo en algunos rubros-, el presupuesto de gastos de la Nación crecería 12,5 por ciento. Nuestro problema tiene raíces más estructurales que la vocación de gasto de un gobierno en unos pocos proyectos 'elefantescos' que no existen.

SEMANA: Tres reformas tributarias en dos años es un récord. ¿Hasta cuándo los colombianos deberán resignarse a que cada año les suban los impuestos?

A.C.: Hasta que hagamos una reforma sustantiva, en la que el país defina cuál es la estructura de impuestos que quiere. En los años 90 decidimos aumentar el gasto y como los impuestos subieron muy gradualmente, nos tocó endeudarnos y, de ahí, la necesidad de hacer permanentes reformas tributarias sin un claro hilo conductor. Sin embargo, hoy hay una clara exigencia para hacer un cambio estructural en materia tributaria.

SEMANA: ¿Qué ocurre si ISA y Ecogás no pueden venderse?

A.C.: ISA no se va a privatizar. Pensamos vender una participación minoritaria de la empresa -alrededor del 8 por ciento-, algo que no debería tener problemas. Tampoco en el caso de Ecogás, una empresa con mucho potencial. De cualquier forma, si no logra venderse nos tocaría recortar inversión o conseguir otras fuentes de financiamiento.

SEMANA: ¿Se ampliará la refinería de Cartagena el año entrante así no se consiga un inversionista privado?

A.C.: Sí. El gobierno ha definido ese proyecto como prioritario y el interés de los inversionistas estratégicos ha sido más grande del que yo me esperaba.

SEMANA: La inversión privada todavía no es suficiente para mantener creciendo la economía colombiana. ¿Qué hace falta para que las empresas inviertan más?

A.C.: El crecimiento de la inversión privada ha sido satisfactorio: más de 20 por ciento en los dos últimos años. Es cierto que los flujos de inversión todavía son bajos y por eso es necesario quitarles la incertidumbre fiscal a los inversionistas y continuar la política de seguridad democrática, que ha permitido el regreso de la confianza al país. También es necesario reducir el costo del uso del capital en Colombia -muy alto por los impuestos que recaen sobre él- y abrir más mercados. El TLC va a ser una válvula de escape de la inversión privada en el mediano plazo.

SEMANA: Aumento en las tasas de interés en Estados Unidos, un crecimiento más moderado de la economía mundial, incertidumbre en el mercado venezolano... ¿Qué tanto podrían afectar a Colombia?

A.C.: Hace seis meses esos nubarrones eran negros y espesos. Hoy son grises. Las proyecciones de crecimiento de la economía mundial en 2005 han mejorado. Hay confianza en que la política monetaria en Estados Unidos se siga manejando con prudencia. Y hace poco se corrigieron al alza las proyecciones de crecimiento de Venezuela.

SEMANA: ¿Por qué el crecimiento económico no se ha traducido en una fuerte recuperación del empleo?

A.C.: Depende de cómo se mire. El empleo formal sí se ha recuperado en los últimos dos años, como lo demuestra el aumento en el número de afiliados a la seguridad social o a las cajas de compensación. Sin embargo, es cierto que el crecimiento del PIB per cápita ha sido nulo desde 1998 y apenas ahora está comenzando a despegar. Los indicadores sociales se han resentido. Hace falta que el crecimiento económico se mantenga por más tiempo para lograr que la tasa de desempleo llegue a un dígito.

SEMANA: Hay evidencia de que el consumo de alimentos, bienes básicos y servicios públicos está cayendo. ¿Por qué no despega la demanda interna?

A.C.: No veo la evidencia. Todo lo contrario, la demanda interna privada ha sido el principal motor de crecimiento. El consumo está aumentando por encima de 4 por ciento y la inversión, en 15 por ciento.

SEMANA: ¿La demanda interna no podría resentirse con el aumento en el IVA que propone el gobierno en la reforma tributaria que se debate en el Congreso?

A.C.: De ninguna manera. No hay pruebas de que la dinámica del consumo privado esté atada a la dinámica del IVA. Está el caso de Chile, donde el 80 por ciento de los bienes y servicios están gravados con el IVA a una tarifa general del 18 por ciento y están creciendo al 3,6 por ciento.

SEMANA: ¿Pueden esperar los exportadores que el dólar deje de caer en 2005?

A.C.: Los exportadores han tenido un muy buen año. Las exportaciones totales y las no tradicionales están creciendo a un ritmo que no se veía hacía 10 ó 15 años. Algunos sectores, como el floricultor, se han visto afectados porque además de la caída del dólar ha bajado el precio internacional de sus productos, y el costo de los insumos ha aumentado por encima de la inflación.

SEMANA: ¿Qué le responde a quienes aseguran que al gobierno le ha faltado liderazgo para sacar adelante las reformas económicas en el Congreso?

A.C.: Son críticas prematuras. Históricamente, la discusión y aprobación de las reformas económicas se concentran en las últimas semanas del período legislativo.

SEMANA: El proyecto de reelección presidencial avanza, y las reformas económicas parecen empantanadas. ¿Por qué?

A.C.: La reforma pensional ya va por su tercer debate y esperamos que salga adelante. La tributaria, aunque ha tenido tropiezos, todavía puede salir. Hay una gran discusión en el tema tributario, pero eso lo que demuestra es que se agotaron las reformas fáciles. Además influye la realidad política del país, que sea un gobierno que cumple tres años en el poder. Y sobre la reelección, creo que no ha entorpecido el trámite de las reformas económicas

SEMANA: ¿Qué tanto afectaría a la economía que esas reformas no se aprueben o salgan muy 'peluqueadas' del Congreso?

A.C.:Los mercados financieros nacionales e internacionales saben que los colombianos somos muy gradualistas para resolver nuestros problemas, pero que terminamos haciéndolo. Que no se logren los grandes cambios estructurales y que las reformas salgan peluqueadas hacen parte de nuestra idiosincrasia y así los entienden los mercados. Los medios de comunicación en Colombia se preocupan más que los inversionistas.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.