Viernes, 9 de diciembre de 2016

| 1997/06/23 00:00

LAS CONCESIONES VIALES

Un negocio que mueve miles de millones de dólares

LAS CONCESIONES VIALES

Mientras que con el esquema tradicional una carretera en Colombia se demoraba en construirse entre 8 y 11 años, con las concesiones viales a firmas particulares el tiempo se ha reducido a uno o máximo dos años. De acuerdo con el esquema, el particular construye con sus recursos, recupera la inversión utilizando peajes y devuelve al Estado unos años después una carretera de altas especificaciones y en buenas condiciones. El primer experimento fue la construcción de la doble calzada de Buga-La Paila en el Valle. Y ha sido un éxito. Hoy se han adjudicado más de 20 concesiones. El negocio está ligado a la eficiencia con que se realice, pues cualquier sobrecosto, retraso o deficiencia en la construcción va en detrimento de la rentabilidad que de la carretera obtiene el particular. Mientras se construyen buenas carreteras, la Nación ahorra recursos que puede destinar en la rehabilitación y desarrollo de las llamadas vías secundarias. Este sistema-negocio, que ha movido miles de millones de pesos, es importante por el impacto que está comenzando a causar y por los cambios positivos que generará. Por fin Colombia tendrá una infraestructura de carreteras ampliada y mejorada. Así podrá estar a la altura de los grandes países en donde buenas vías significan bajos costos, nuevos negocios y desarrollo productivo.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.