Jueves, 19 de enero de 2017

| 2000/01/03 00:00

LUIS ALBERTO MORENO

Embajador de Colombia ante Estados Unidos<BR>Noviembre 14 de 1999 10:00 a.m. Washington Estados Unidos

LUIS ALBERTO MORENO

¿Por que fue seleccionado como personaje del año? Para nadie es un secreto que las
relaciones entre Colombia y Estados Unidos dieron un giro de 180 grados después de la salida de Ernesto
Samper. Pero lo cierto es que el cambio ha ido mucho más allá de lo que se hubiera esperado. Los
norteamericanos están a punto de girar cerca de 1.500 millones de dólares para el Plan Colombia, recursos
con los cuales se piensa financiar el proceso de paz. Y todo ello es atribuible en buena medida al trabajo de
Luis Alberto Moreno como embajador en Washington. Moreno se ha dedicado a 'hacer la tarea' en la capital
norteamericana. Ha visitado personalmente y conoce a todos los asesores de los congresistas y, por
supuesto, a sus jefes. Se ha ganado la confianza del establecimiento estadounidense, tanto entre
republicanos como demócratas, y goza de la confianza de sus colegas, los embajadores, que lo escogieron
para realizar este año el Simphony Ball, con el presidente Bill Clinton como invitado central. El tiempo le ha
alcanzado, además, para hacer contactos con los principales industriales y banqueros de inversión del país del
norte, generando así gran interés en lo que pasa en Colombia.
¿Que le espera el próximo año? Si bien en un comienzo del gobierno Luis Alberto Moreno estuvo algo
distanciado del presidente Andrés Pastrana, en parte debido a la lejanía física con el mandatario, lo cierto es
que poco a poco ha ido recuperando su influencia. El Presidente escucha atentamente lo que le dice su
embajador porque sabe que de su gestión depende en buena medida no solamente la suerte del Plan
Colombia, sino también la de buena parte de la inversión extranjera en el país en los próximos años. Lo más
probable es que con el tiempo aumente todavía más su influencia.
El momento más bajo durante 1999 A comienzos del gobierno la oposición sacó a relucir el caso del
proyecto turístico de Chambacú, en Cartagena, haciendo énfasis en el hecho de que Luis Alberto Moreno era
el ministro de Desarrollo en el gobierno Gaviria cuando el proyecto estaba en sus inicios y que había
adquirido acciones del mismo pocos años después. Aunque se trató de hacer un gran escándalo Moreno salió
bien librado. La Fiscalía ya investigó el caso, y a pesar de haber llamado a indagatoria al ex ministro
Fernando Araújo no ha hallado méritos para hacer lo mismo con Moreno.
Puntos a favor
- Su cercanía con Pastrana.
- Su conocimiento de cómo funciona Washington.
- Su talento como estratega.
Puntos en contra
- Tiene fama de ser muy duro en las críticas.
- Su obsesión por mantener un bajo perfil le augura poco futuro en la política.
Lo que pocos saben
Luis Alberto Moreno no ha sido toda la vida un tecnócrata ilustrado. Por el contrario, su primer trabajo fue
como jockey en carreras de caballos en el sur de la Florida. Debido a su corta estatura y su sagacidad
cumplía los requisitos necesarios para ser un excelente jinete.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.