Martes, 17 de enero de 2017

| 1994/12/12 00:00

"NO PUEDO VIVIR DE RECUERDOS"

Antes de entregar la corona de Señorita Colombia, Carolina Gómez habló con SEMANA sobre lo bueno, lo malo y lo feo del año de reinado.

"NO PUEDO VIVIR DE RECUERDOS"

En la soledad de su habitación, Carolina Gómez devolvió la película de su reinado y recordó con nostalgia lo que fueron esos 365 días que transcurrieron en su vida como Señorita Colombia. Con voz pausada, le dio gracias a Dios por todas las cosas hermosas que vivió y por ayudarle en los momentos difíciles, cuando estuvo a punto de tirar la toalla.

Los últimos días fueron los más duros y agotadores. En dos semanas estuvo tres veces en Europa y en Estados Unidos. Llegó a Cartagena agotada y, en uno de los primeros desfiles en los que acompañó a las candidatas, las fuerzas le flaquearon y hubo necesidad de llevarla de urgencia al hospital de Bocagrande, donde le diagnosticaron 'estrés real' y le dieron una incapacidad de 48 horas.

Durante los tres días que permaneció en cama entendió que no había hecho un alto en el camino para pensar y reflexionar sobre el futuro que le esperaba después de entregar su corona. Lo único claro que tenía hasta ese momento es que una reina "madura a las patadas" porque tiene que enfrentarse a un mundo para el cual no está preparada. "Le doy gracias a Dios porque aprendí qué era mi país, mi familia. A poner bien firmes los pies sobre la tierra. Y sobre todo entendí que se me había presentado mi cuarto de hora y no lo podía desaprovechar".

Esta joven bogotana tiene en claro que su futuro está en el modelaje, la fotografía y las ciencias políticas. Es sincera y dice que es mentira que el director de cine español Pedro Almodóvar le haya ofrecido un papel en una película. "Yo quiero hacer cine, pero la propuesta que tengo es de unos productores italianos. No hay nada seguro, apenas fue un ofrecimiento informal. Ojalá se haga realidad ".

También tiene muy claro que a partir del 14 de noviembre todo lo que logre será por su propio esfuerzo. "No puedo vivir de recuerdos. Mi reinado se acabó y ahora soy nuevamente Carolina Gómez".

Recordó los momentos que vivió en el concurso de Miss Universo y, contrario a los demás colombianos, nunca se ha preguntado por qué no ganó. "En el momento en que el presentador iba a leer el nombre de la ganadora le dije al Señor que lo que pasara era el mejor regalo que nos podía dar a las dos. Estoy convencida que Dios me tiene reservadas mejores cosas en mi vida y por ello no me dio el título de Miss Universo".

Por unos segundos repasa mentalmente las palabras que preparó para despedirse. "Tengo una deuda con todos los colombianos, quienes me apoyaron en los momentos más difíciles, en especial cuando estalló todo ese escándalo de mi papá. En ese momento comprendí que la gente me quería de verdad y no tengo palabras para expresar mi gratitud".

El cariño por Carolina Gómez se sintió en cada uno de los desfiles en los que acompañó a las candidatas. Cada vez que aparecía en la pasarela la gente se ponía de pie para aplaudirla y gritarle ¡reelección! ... ¡reelección!... "Ni loca. Un año es más que suficiente. No sería capaz de aguantar otro reinado. Esto es muy duro, y para salir adelante es necesario sacrificar la familia. Creo que ya fue más que suficiente".

No le gusta que la comparen con Paula Andrea Betancur o con Paola Turbay. "Somos muy diferentes. Cada una representó muy bien a su país y entregó todo de sí".

Cuando el médico le dio de alta, Carolina retornó a los ensayos, a los compromisos en los clubes sociales y a las entrevistas con la prensa. Volvió a ser la reina sencilla y amable. "Quién también ha soportado este tren de vida ha sido mi novio. El es demasiado paciente y ya es hora de retribuirle ese sacrificio que hizo por mí". Por el momento no tiene planes de matrimonio. "Cada cosa a su tiempo" -dice- y agrega que comenzará a abrir nuevos caminos para manejar los hilos de su propia vida y proyectarla hacia el modelaje y su carrera de politóloga. "Esos son los retos que a mí me gustan: hacerle frente a la vida. Porque a partir de este momento me tengo que quitar el rótulo de reina para darle paso a la nueva Carolina Gómez".

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.