Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 1/8/2001 12:00:00 AM

Operación Navidad

La Policía de Bogotá cuenta con todo el equipo técnico y humano para combatir el delito y garantizar la tranquilidad a la ciudadanía en diciembre.

Con ocasión de la llegada de las festividades de fin de año la Policía Metropolitana ha desarrollado el plan ‘Seguridad Ciudadana en Navidad’ con el fin de garantizar la tranquilidad de los bogotanos y, así mismo, controlar las actividades a realizar durante diciembre de 2000 y enero de 2001. Este plan está compuesto por cuatro grandes fases y será adelantado por más de 11.500 hombres que estarán en las calles de la capital.

La primera fase, enfocada a la prevención y concientización ciudadanas, tiene como objetivos la difusión de campañas educativas a la comunidad sobre la protección de los recursos naturales, el peligro de la pólvora, la adulteración de licor y la divulgación de las normas legales y reglamentarias expedidas por las autoridades. Según el coronel Luis Contento Torres, subcomandante operativo de la Policía Metropolitana de Bogotá, “para nosotros es muy importante llegar a la ciudadanía en los días previos al inicio de las fiestas decembrinas, primero, porque informamos acerca de todos nuestros operativos y, segundo, porque queremos contar con todo su respaldo. Todas las medidas que tome la Policía serán mucho más efectivas si cuentan con la solidaridad de la gente”, dijo.

Para la segunda fase, denominada ‘Toma de Bogotá’, la Policía tiene prevista una serie de operativos con el fin de contrarrestar la acción de los delincuentes y reducir al máximo los índices de criminalidad en plenas festividades. Según las cifras del Centro de Investigaciones Criminológicas de la Policía Metropolitana de Bogotá, el total de delitos presentados en los días previos a la Navidad (del 21 de noviembre al 12 de diciembre) y posteriores a ella (del 18 de diciembre al 15 de enero) se redujeron en 901 casos entre 1998 y 1999. Los días críticos, como el 24 y el 31 de diciembre, estarán comprendidos en la tercera fase del plan, pues es en estas fechas que se incrementan el consumo de licor y el uso de pólvora. Igualmente, la Policía tiene previstos varios dispositivos contra el hurto de vehículos, atraco callejero, homicidios, lesiones personales y asaltos bancarios, que son algunos de los problemas más frecuentes en medio del furor de las festividades.

La última fase comienza en Año Nuevo y va hasta los primeros días de enero. Los operativos se concentran en los planes de retorno para viajeros, el hurto de residencias, la piratería terrestre y la seguridad en los bancos. Para garantizar la efectividad de los planes Exodo y Retorno desde los días anteriores a la Navidad y posteriores al 6 de enero la Policía contará con el apoyo de la Defensa Civil, la Cruz Roja, la Policía de Carreteras y otros organismos.

A continuación se destacan los programas, operativos y servicios más importantes con que cuenta la Policía Metropolitana en materia de seguridad para la época navideña:

COMO ACTUARA LA POLICÍA EN NAVIDAD

Línea de emergencia 112: es el Centro Automático de Despacho (CAD) donde se concentra el sistema de recepción de llamadas y se pone en conocimiento de la Policía cualquier delito o situación sospechosa que se presente en la capital. Desde allí es posible contactar las redes de apoyo y lograr la captura de un delincuente en cuestión de minutos o solicitar los servicios de la Cruz Roja cuando haya heridos o lesionados en accidentes de tránsito. Esta suerte de ‘salón de la justicia’, en donde todo se oye y todo se ve, está en capacidad de seguir día y noche los movimientos en las principales calles de Bogotá. Según el coronel Oscar Florián, comandante del Centro Automático de Despacho, “nuestra capacidad de respuesta sigue mejorando y hoy estamos entre los 4,5 minutos en promedio. Sin embargo es importante que la ciudadanía utilice el 112 única y exclusivamente para casos de emergencia, pues es muy frecuente que nos llamen a solicitar información o para dar falsas alarmas. Para no obstaculizar las llamadas de emergencia se puede marcar al 113 y obtener allí todo tipo de información”. El CAD también cuenta con un sistema de video que cubre las principales calles de Bogotá y que graba todo lo que ocurre durante las 24 horas, convirtiéndose en una herramienta útil para tomar decisiones y actuar en tiempo real. Hoy funcionan 33 cámaras en diferentes puntos de la ciudad y la Policía está en proceso de adquirir 100 más para el año entrante. Es tan eficiente este sistema que hasta permite grabar las placas de los carros involucrados en delitos o en infracciones de tránsito.

Comandos de Atención Inmediata (CAI): actualmente la Policía cuenta con 17 nuevos CAI equipados con blindajes y sofisticados equipos de cómputo y comunicaciones. Estos nuevos CAI, que serán 106, reemplazan a los que venían funcionando desde 1987 en las conocidas casetas de madera y se ajustan a las pautas de diseño y seguridad que se requieren para combatir a la delincuencia en las diferentes localidades de Bogotá. Bases de datos para solicitar antecedentes, comunicaciones microondas hacia cualquier lugar de Colombia y un completo parte automotor con patrullas y motos de persecución hacen parque del cambio. También se han puesto en servicio los CAI móviles, que se pueden desplazar hacia cualquier parte de la ciudad y cuentan con equipos de telefonía y red de transmisión vía microondas, consulta de antecedentes de vehículos y personas en pantalla y radio de comunicaciones CTV para alertar al CAD de cualquier situación de anormalidad en sólo unos segundos.

Espacio publico y alumbrado navideño: la Policía estará presente en las grandes avenidas, como la carrera 15, para garantizar la movilidad y seguridad de la ciudadanía. También ha diseñado el Plan Parques y Sitios de Recreación para cubrir actividades como novenas y conciertos. Finalmente, y acorde con los programas de recuperación de zonas deprimidas que adelanta la Alcaldía Mayor, se ha puesto en marcha el Plan Centro para que los bogotanos puedan disfrutar del patrimonio histórico de la capital, visitar museos y hacer compras en sectores como la avenida 19, Las Nieves, San Victorino y La Candelaria, entre otros. El Plan Centro abarca el área comprendida entre las calles sexta a 26 y las carreras séptima a la Avenida Caracas. En los puentes peatonales, al igual que en los vehiculares, se ha dispuesto la presencia de policías bachilleres quienes cuentan con la ayuda de policías profesionales. Con el apoyo de la fuerza disponible y los hombres de ‘Bogotá Solidaria’ también se velará por las instalaciones eléctricas que embellecen la ciudad en esta época.

Bogotá solidaria: este programa se origina en la necesidad de prestar un servicio efectivo a la comunidad frente a la comisión de delitos, especialmente el atraco callejero. Según el coronel Luis Contento, la Policía Metropoli-tana movilizará 200 patrullas con el fin de combatir delitos de alto impacto social como el hurto y las lesiones personales, entre otros. Los operativos comprenden retenes y requisas en diferentes puntos de la ciudad. El programa se inició en enero de 1998 y cubre 122 puntos considerados críticos en la ciudad.

Servicios especiales: se cuentan entre estos los grupos de Policía de Turismo, de Menores, Aeropuerto y Terminal de Transporte, Carabineros y Guías y Fuerza Disponible. El fuerte de estos servicios no sólo es prestar seguridad sino también apoyar y aconsejar a la ciudadanía y a los visitantes nacionales y extranjeros en sus desplazamientos por Bogotá, ubicación de sitios turísticos, embajadas y consulados, terminales aéreos y terrestres, servicio de taxis, hoteles, museos y restaurantes.

Polvora y articulos pirotecnicos: se adelantarán severos controles para seguir manteniendo los bajos índices de personas quemadas de los últimos años. Para ello, la Secretaría de Gobierno expidió un paquete de sanciones para quienes violen el decreto 738 de 1999, que regula lo relacionado con la fabricación, almacenamiento, transporte y manipulación de la pólvora en el Distrito. Sobre el tema, es importante señalar que los menores de edad no pueden manipular ni vender luces de bengala; no se permitirá el uso de detonantes que no produzcan efectos luminosos, así como los globos que utilicen dispositivos alimentados por fuego. Quienes utilicen pólvora en estado de embriaguez o bajo el efecto de sustancias alucinógenas también se exponen a las sanciones. Los lugares para la venta serán los autorizados por las autoridades distritales.

Transito y viajeros: en Bogotá hay aproximadamente unos 1.200 patrulleros de Tránsito que estarán a cargo de los operativos de control de embriaguez y de velocidad, cumplimiento de normas de tránsito y la entrada y salida de vehículos a la capital del país. Los planes Exodo y Retorno se adelantarán en coordinación con otras unidades policiales e institucionales como la Cruz Roja, Medicina Legal y la Policía de Carreteras. Los operativos de tránsito tienen como objetivo, además de los mencionados, el apoyo y la regulación del tráfico en los centros comerciales, que se congestionan por el número de visitantes durante estas fechas, el apoyo a operativos de control de motos y vehículos de servicio público para luchar contra el conocido ‘paseo millonario’ y otras modalidades delictivas y, en general, garantizar la seguridad en los principales corredores viales de la ciudad. Otro punto importante es el que destaca el coronel Jorge Enrique Velásquez, comandante de la Policía de Tránsito de Bogotá, en cuanto a las funciones del policía de Tránsito. “El patrullero de Tránsito está en la obligación de actuar frente al delito en ausencia del personal exclusivamente dedicado a ello y no puede argumentar que ese no es asunto de su competencia”, dijo. Cabe recordar que la Policía trabaja bajo el concepto de servicio integral y todo miembro de la institución está en el deber de atender cualquier situación delincuencial o de emergencia que requiera su intervención.

Policía Comunitaria: es en el barrio o en la cuadra en donde más se siente la alegría decembrina y, por consiguiente, donde más vulnerable se vuelve la ciudadanía. No sólo porque muchos se vuelcan a las calles sino porque hay familias que deciden salir de la ciudad y dejan sus residencias en la mira de los delincuentes. Para hacer frente a estos y otros problemas se creó la Policía Comunitaria, una modalidad del servicio de vigilancia que involucra a la institución directamente con la comunidad y la hace partícipe en la solución de problemas de inseguridad y convivencia ciudadana. Según el capitán Milton López, subcoordinador de la Policía Comunitaria de Bogotá, “nuestra labor de vigilancia y patrullaje se enfoca desde el punto de vista preventivo. Para ello recogemos información puerta a puerta y se elabora un diagnóstico de la problemática de cada barrio”. Igualmente, la Policía Comunitaria trabaja en equipo con los Frentes Locales de Seguridad y la Red de Apoyo. Cuenta con sistemas de alarma que pueden ser accionados por los vecinos cada vez que se detecta algún movimiento sospechoso.

Puestos de atencion al ciudadano (PAC): ubicados estratégicamente en 35 grandes centros comerciales, los PAC coordinan la prestación de servicios de información y vigilancia para los compradores. Reciben apoyo de los guías con perros y de los carabineros.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1851

PORTADA

El doloroso asesinato de 81 líderes (este año)

José Jair Cortés es el más reciente de casi un centenar de líderes asesinados este año sin que el Estado pudiera evitarlo.¿Cómo parar este desangre?