Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/4/1996 12:00:00 AM

TEXTURA DEL 96

Texturas del 96 Esta semana cerca de 13.000 personas visitarán el Palacio de Exposiciones de Medellín con un solo objetivo: apreciar las últimas tendencias en telas, texturas y acabados textiles. Todo lo anterior dentro del marco de la VIII versión de Colombiatex, una de las más importantes ferias latinoamericanas del sector textil por su amplia participación de expositores y compradores, tanto colombianos como extranjeros.En un área de 4.600 metros cuadrados se concentrará la más amplia oferta de telas y de insumos para la confección con miras a satisfacer los requerimientos de los compradores en materia de fibras, diseños y mezclas. Al mismo tiempo se podrá apreciar la exhibición de los productos que ofrecen los 35 expositores provenientes de Estados Unidos, Italia, Brasil, Venezuela, Perú, Ecuador, México y Puerto Rico, que buscan penetrar el mercado del país con sus propuestas textiles. Gran relevancia tendrá el Pabellón de la Moda, en el cual los visitantes podrán encontrar la recopilación de los más interesantes productos expuestos en la feria.Colombiatex tiene una importancia indiscutible, dado que sirve de vitrina para mostrar y vender los productos de un sector que representa en Colombia el 3 por ciento del Producto Interno Bruto, con una producción que alcanza los 1.700 millones de dólares. Las cifras publicadas por Ecotextil en diciembre de 1995 establecen que este valor, unido al de la producción de la confección, puede ascender al 4,8 por ciento del PIB. En el terreno del empleo, la cadena textil- confección aporta una amplia cuota con la ocupación de más de 200.000 personas según reveló Roque Ospina, director ejecutivo de Inexmoda. Nuevas tendenciasEn cuanto a productos, Colombiatex traerá interesantes novedades, entre las que se destacan las telas con base en expandex recubierto, las microfibras, las lanas stretch mezcladas con seda, el tejido plano con stretch y los acrílicos con apariencia de algodón.DuPont y el equipo de investigación de lycra incorporarán al mercado dos nuevos desarrollos: la lycra soft, que promete ser el elastán del futuro, pues permite la creación de tejidos elásticos que aumentarán las cualidades de elasticidad y confort. Y la nueva mezcla de lana con lycra (lana plus lycra), que combina la suavidad y el confort natural de la lana con la modernidad y vitalidad de la lycra. Las tendencias que marcarán la pauta en la producción de telas y la confección serán: la cibernética, la oriental, la jungla urbana, el friday look, los sastres, la campiña y el nuevo clásico. Todo esto se verá en Medellín. Desde el OrienteRetorna la tendencia oriental con túnicas ajustadas, kimonos, pantalones bota recta, chalecos con cuello Nehrú y camisas con cuellos grandes y puntudos. Para su confección, satín en poliéster, tafetán fujiette en mezclas con viscosa y crepés con brillo. Se utilizan mucho los estampados con motivos orientales. En los tonos marcan la pauta el mora claro, el azul, los amarillos, los cafés, el negro y el verde. Los diseños se complementan con bordados, tiras para amarrar y cortes cuadrados.Jungla urbanaLa tendencia ecológica continúa con la presencia de la inspiración hawaiana y la reincorporación de los diseños de pieles de animales. Es una reminiscencia del estilo safari, que se adapta muy bien al segmento casual y jeanswear. Gran colorido, contrastes, una historia de silueta básica con detalles que recuerdan excursiones por el Africa. Faldas envolventes largas y muy cortas, fondo entero o estampadas en tejidos que aluden a exóticas pieles de animales salvajes. Además, amplias chaquetas de grandes bolsillos con tapa fuelle. En su desarrollo se utilizan tafetanes, chambrays en algodón y lino y algunas mezclas con viscosas. El hombre clásicoEn el segmento masculino continúa el nuevo clásico, el cual identifica al hombre refinado y con gusto. Aunque esta tendencia no permite grandes variaciones, se perciben pequeños cambios. La chaqueta es más larga y la botonadura sencilla, con 2, 3 ó 4 botones. Los pantalones se imponen sin prenses o máximo con dos. Las caderas amplias y las botas más estrechas. Las camisas son más entalladas y los cuellos tienden a ser más abiertos. En su confección se utilizan los crepés sencillos o dobles, piqués, espinas de pescado, gallineto, pin stripe, cuadros de ventana, príncipe de gales en fondo tono a tono con la aparición de discretas rayas.Como en el campoLa tendencia infantil llega con aires de campiña. En esta se conjugan los pasteles clásicos, como el blanco, azul, amarillo, rosado, verde y curuba, en contraste con los brillantes clásicos como el rojo, azul navy, azul rey, amarillo y blanco. Se trabajan viscosas y algodones especialmente, pero también los tafetanes, preteñidos y estampados de cuadros grandes y pequeños, verduras, postales y temas de jardinería.Los sastresSe mantienen en esta temporada con sus cortes perfectos, los cuales dan la impresión de ser sobre medidas. El largo es variable según el gusto, pueden ir sobre la rodilla o más arriba. Las faldas son ajustadas, en línea A o amplias, para lograr la silueta reloj de arena. Los sastres van confeccionados en lanas, linos, sedas y algodón. En esta tendencia se observan con fuerza las telas boucle o que forman rizos en la base.Friday lookLa tendencia del 'hombre desestructurado' se inclina hacia el Friday Look. La esencia es brindar nuevas alternativas para el vestuario. Este estilo permite la mezcla perfecta entre lo formal y lo casual: un pantalón en dril con un saco tradicional o un jean con un blazer. Es el atuendo perfecto para que use el ejecutivo los viernes para ir a trabajar. CibernéticaLa tendencia cibernética está inspirada en el streetwear. Los colores brillantes luminosos, ácidos malteados y esencia tropical cobran vida en telas de poliéster, acetato, lycra, tejido de punto y satín en nylon. En la silueta se imponen los pantalones de talle bajo, sin prenses, ajustados y arriba del tobillo, combinándose con chalecos y chaquetas acolchados o en pieles de ovejo. Siguen en furor las camisetas ajustadas y cortas, conocidas popularmente como ombligueras.Entre bambalinasMientras Roque Ospina dirigía el sector textil-confección de la Andi, Alicia Mejía manejaba una compañía que comercializaba moda. Ellos nunca se imaginaron que terminarían juntos al frente de Inexmoda, la entidad promotora de Colombiatex y Colombiamoda, dos de las ferias más importantes del sector textil latinoamericano.SEMANA decidió conocer cómo son las cabezas que están al mando de Inexmoda. Alicia es una especialista en mercadeo de moda y, al mismo tiempo, una frustrada cantante de boleros con un gran sentido del humor. Roque es un ingeniero textil que disfruta con una copa vino y una buena película. Ambos personajes son apasionados por la moda y poseen un gran don de gente, que los ha ayudado a establecer vínculos con textileros y compradores de ciudades como Singapur, París, Nueva York, Francfort y Milán.Pero los grandes logros de Inexmoda tienen una sola razón de ser: su equipo de trabajo. Para Roque Ospina, director de la fundación, "aquí impera la ley de 'Los Magníficos', pues todo el grupo funciona en estrecha coordinación. Eso del 'Llanero Solitario' ya pasó a la historia". Alicia Mejía, directora de mercadeo, es 'la locomotora' que tiene mil ideas en la cabeza y desea todo para ya. Clara Echeverri, encargada de las relaciones internacionales, frena los impulsos de Alicia, pues es la calculadora y filósofa de la organización. Finalmente Roque, según Alicia, es el conciliador que le da autopista a sus colaboradores para que realicen sus iniciativas.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1830

PORTADA

En la cuerda floja

La economía avanza a paso muy lento. Se necesita con urgencia un estartazo, pero el desánimo y el pesimismo limitan las posibilidades de una recuperación.