Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 5/26/1997 12:00:00 AM

A TODA MAQUINA

La competencia en los carros de gama baja, en la cual está el 70 por ciento del mercado, se ve cada día más encendida.

Dicen por ahí que nunca hay mal que por bien no venga. Y de hecho, aunque los impuestos nunca son buenos, si algo dejó la reforma tributaria del 95 fue el esfuerzo que hicieron todas las ensambladoras e importadoras de vehículos por lanzar automóviles de gama baja.Al fin y al cabo los carros de menos de 1.400 centímetros cúbicos tienen un IVA del 20 por ciento. En cambio, para cilindradas mayores el IVA sube a 35 por ciento. De ahí que entre el año pasado y este hayan sido lanzados más de 10 modelos que están dentro de lo que se considera el segmento económico. Entre ellos están el Chevrolet Corsa y el Esteem 1.300, el Renault Clio, el Ford Fiesta, el Fiat Palio, el Peugeot 106 y el Citröen Saxo.
Y es también por eso que se han dado casos como el de Sofasa, que bajó la gama de su Renault 19 a los 1.400 centímetros cúbicos para disminuir su costo de 22 a 17,6 millones de pesos. O el de la Compañía Colombiana Automotriz, que hizo lo mismo con el Mazda Allegro, lanzando una versión 1.300 que baja su costo de 25 a 18 millones de pesos.
Como dice el presidente de Sofasa, Ricardo Obregón, "Colombia es un país con cultura de vehículo sencillo y compacto, y esa tendencia se hizo más evidente con la cuestión del IVA. Tanto es así que los vehículos entre 13 y 18 millones de pesos tienen el 70 por ciento del mercado".
Y precisamente por eso es en esa gama en la que está la mayor competencia en estos momentos y en la que más se ha movido el mercado. De hecho, tras años de liderazgo en ventas en el país, el Chevrolet Sprint no fue el automóvil más vendido en 1996, aunque siguió dentro de los cinco primeros. Fue desplazado por el Mazda 323 con 950 unidades en promedio y el Renault 9 con unas 750.
La principal razón para que eso haya ocurrido es que muchos de los clientes del Sprint se desplazaron hacia el Chevrolet Corsa, que está de tercero en ventas con más de 600 unidades al mes. Así mismo, el Clio ha comenzado a aparecer dentro de los más vendidos, con un promedio de 300 carros mensuales. Otro que sigue dando de qué hablar es el Skoda, que según los datos de 1996 supera las 320 unidades al mes. Sorprenden, sin embargo, casos como el del Twingo, que arrancó con un promedio de ventas de 450 y ha bajado hasta un nivel cercano a los 150.
Aparte de lo mucho que han cambiado las cosas en el mercado de los vehículos, si por otra cosa se ha caracterizado el negocio en los últimos meses es por el lanzamiento de automóviles con tecnología moderna. En este campo, la principal innovación ha sido la inyección. La razón es que el gobierno se volvió más exigente en lo que tiene que ver con el control de la contaminación del ambiente por parte del parque automotor.
En la actualidad hay un descuento en el IVA a los vehículos con inyección. Y adicionalmente, a partir de octubre, las autoridades comenzarán a aplicar medidas muy exigentes contra los carros nuevos que sean contaminantes. Como dice el presidente de Sofasa, "todos los modelos de carburador los tendremos que exportar hacia países que sean menos rigurosos. El resto lo tendremos que reemplazar por el sistema de inyección, y ya comenzamos con el Renault 9".
Así las cosas, lo que está quedando en claro es que si hay un sector que ha podido adaptarse a una mayor competencia en el automotor, pues tanto las ensambladoras como los importadores han sabido acomodar sus productos a las nuevas condiciones tributarias, ambientales y de demanda.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.