Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 4/11/1994 12:00:00 AM

TURISMO Y VACACIONES

PARA EJECUTIVOS

LOS HOTELES DE BOGOTA CADA DIA OFREcen mejores y más novedosos servicios. Algunos exclusivamente para sus huéspedes y_ otros, por fortuna, para todos los habitantes de la ciudad. Y como la atención a cada detalle la marca distintiva de su trabajo, la gente los prefiere para desayunar, almorzar, tomar onces, cenar, organizar recepciones y, a partir de ahora, también para ejercitarse.
El Hotel Bogotá Plaza acaba de inaugurar su gimnasio Plaza Vista Club y lo pone a la orden de todos los ejecutivos de la ciudad con atractivas caracteristicas. Ante todo, el horario de atención pues está abierto todos los días, incluyendo los domingos, de 6 de la mañana a 10 de la noche. ¡Mejor, imposible! Pero eso no contaria para nada si no estuviera complementado por instalaciones ideales, aparatos y servicios en la zona húmeda. Y el Plaza Vista Club los ofrece.
Hay bicicleta fija, bandas de trote y lifestep digitalizados en un hermoso salón entopetado y con ventanales que permiten aprovechar la privilegiada vista del último piso del hotel. También una funcional unidad que permite ensayar, desde abdominales hasta ejercicios para el alto y el bajo pecho; televisión y música cuando los visitantes lo deseen. En las dos zonas húmedas, para hombres y mujeres, los afiliados encuentran jacuzzi, sauna, turco, masajes y cámara bronceadora. Además de confortables y seguros vestieres con ducha a toda presión y lockers. Las inscripciones están abiertas y el cupo es limitado.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1825

PORTADA

Venezuela: la calle contra el dictador

Un trino de Santos indigna a Maduro y él amenaza con revelar los secretos del proceso de paz. Invocar el anti-colombianismo no cambia el hecho de que la crisis venezolana está llegando a un punto de inflexión.