Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 9/8/2012 12:00:00 AM

Camino de espinas

Shakira atraviesa una época tormentosa. A la demanda de sus antiguos empleados, ahora se suma el fin de su sociedad comercial con su exnovio Antonio de la Rúa, que podría ser menos amistosa de lo que declaran.

Cuando Shakira y Antonio de la Rúa oficializaron la ruptura de su noviazgo hace año y medio parecían ser la pareja más civilizada. "Vemos esta separación como un tiempo de crecimiento individual mientras continuamos siendo compañeros en nuestros negocios y vidas profesionales", dijeron. En ese momento, la noticia tomó a muchos por sorpresa, pues la pareja era considerada una de las más estables del mundo del entretenimiento. La historia había quedado así sellada porque cada uno siguió su camino sin enfrentamientos públicos.

Después de la separación, De la Rúa siguió trabajando con Shakira durante la gira Sale el sol. No tuvo palabras amargas cuando la cantante oficializó su relación con el futbolista Gerard Piqué, ni dijo nada cuando empezaron los rumores del embarazo de la barranquillera. A los pocos meses, el hijo del expresidente argentino Fernando de la Rúa también hizo público su romance con la colombiana Daniela Ramos. Es más, cuando la pareja anunció sus planes de boda, muchos medios afirmaron que Shakira era una de las invitadas.

Sin embargo, la semana pasada el diario español La Razón publicó un reportaje en el que aseguraba que el argentino interpuso una multimillonaria demanda contra la barranquillera. Según el periódico, De la Rúa pedía el 18 por ciento de las ganancias de su exnovia, es decir 250 millones de dólares, así como un apartamento en Nueva York y una casa en Uruguay, propiedades que adquirieron mientras estuvieron juntos.

Ante la avalancha de especulaciones, el abogado de Antonio, Alberto Petracchi, envió un comunicado a W Radio para desmentir esos rumores. Según él, la colombiana y el argentino ya no seguirán trabajando juntos. "No existe ninguna demanda entre las partes vinculada a la relación sentimental. Se trata exclusivamente de la disolución de una sociedad que los unió profesional y comercialmente durante 12 años, que los abogados de ambas partes tendremos que definir en los próximos meses". 

Si bien, la declaración sugiere que el asunto se resolverá sin tropiezos, también es cierto que hay muchos intereses de por medio. Así lo reconoce el comunicado: "Es el final de una sociedad que ha generado múltiples éxitos económicos, y la liquidación de la misma se encuentra avalada por la Justicia para asegurar el mejor acuerdo de terminación entre las partes". De hecho, La Razón sostiene que el ex jugó un papel fundamental en la carrera de la colombiana, especialmente en la negociación del contrato de unos 100 millones de dólares entre Shakira y Live Nation, la productora de eventos más grande del mundo.

Todavía falta un largo camino para saber con certeza cómo se efectuará la repartición, pero así sea amistosa, los problemas de la estrella del pop aún están lejos de resolverse. Hace unas semanas se conoció una querella entre la cantante y dos exempleados, Divier Hernández y Maritza de Ávila. El problema empezó por un desacuerdo en el monto de la liquidación cuando estos dejaron de trabajar para Shakira. Ella les ofreció 6.000 dólares -equivalente a tres meses de salario- y los tiquetes de regreso a Barranquilla, pero ellos no quedaron satisfechos y le reclamaron 250.000 dólares.

El caso parecía tener salida, pero el representante de la artista en Nueva York denunció que recibió una llamada de la contraparte que le advertía que publicaría videos y fotos íntimas de la cantante y Piqué si la artista no cumplía con la suma exigida: "Lo que no pague Shakira, lo pagarán los medios", sentenció.

Aunque la barranquillera contrademandó por extorsión a sus antiguos colaboradores, la prensa sensacionalista se llenó de titulares que la acusaban de haberlos despedido en un ataque de rabia. Divier y Maritza aseguraron que habían tenido que dormir en la calle -incluso se dice que De la Rúa los ayudó los primeros días- y revelaron unos correos que el equipo de la artista supuestamente les envió: "Te metiste con la persona equivocada, tienes un solo día para correr o terminas como te muestro", dice un e-mail acompañado de la foto de un cuerpo decapitado.

Aunque al cierre de esta edición, Shakira no se había pronunciado sobre ninguno de los casos, el despliegue que han tenido en la prensa debe ser un duro golpe para una de las mujeres más poderosas del mundo, que además ha vendido más de 70 millones de discos. Los nuevos rumores seguramente seguirán acaparando titulares, pero al menos, si le sirve de consuelo, ya nadie está hablando de su supuesto embarazo.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.