Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 5/7/2001 12:00:00 AM

De carne y hueso

La más reciente película de Angelina Jolie convierte en realidad las aventuras virtuales de Lara Croft.

En 1996 nacio Lara Croft y con ella uno de los juegos más exitosos en el mundo de los computadores: Tomb Raider. Gracias a su llamativa interfase, al realismo de sus gráficas, a las variadas aventuras y sorprendentes trucos de tipo cinematográfico los hombres de todas las edades se rindieron a sus pies y poco tiempo después las mujeres se dejaron seducir por su valentía. Ahora, en 2001, se traslada a la pantalla gigante y sus miles de fanáticos en el mundo podrán disfrutar de una nueva aventura con la película titulada Tomb Raider. La cinta, dirigida por Simon West (el mismo director de Riesgo en el aire) y cuyo presupuesto fue de 100 millones de dólares, hará que la heroína cobre vida en la actriz Angelina Jolie.

Como en el videojuego, la trama de la película se basará en las aventuras de Lara, una joven aristócrata británica con un fuerte gusto por la arqueología que viaja por el mundo como un Indiana Jones buscando piezas antiguas. En sus travesías se encuentra con toda suerte de obstáculos, que van desde tigres y dragones hasta los más despiadados enemigos, como los integrantes de la mafia italiana.

Desde ahora esta cinta promete ser una de las más taquilleras en la próxima temporada de vacaciones. No sólo porque los fanáticos del play station querrán ver de cerca y en carne y hueso a su guerrera virtual sino porque la figura de Lara puede ser el reemplazo de viejos héroes británicos como James Bond. Se prevé que esta no será la única versión para cine. Al igual que en el videojuego siempre habrá nuevos mundos que cruzar y muchas aventuras por vivir.

La fortaleza de la película no sólo radicará en los efectos especiales sino en toda la preparación a la que tuvo que someterse la actriz para interpretar fielmente al personaje. La primera dificultad de Angelina fue deshacerse de su acento gringo para adoptar el británico propio de Lara. Además, muchos de los saltos y piruetas que los aficionados están acostumbrados a ver en su monitor serán realizados sin ayuda de mayores trucos. Por eso Angelina tuvo que tomar lecciones de bungee jumping, esgrima, tiro al blanco y esquí en la nieve para estar a la altura de la versátil arqueóloga.

Para darle la dimensión verdadera a la interpretación de esta historia en la filmación estuvo presente Adrian Smith, miembro de la firma británica Eidos, que le dio vida al juego. De esta manera pudo controlar que el director fuera fiel a las características de los personajes, a la escenografía y los diferentes mundos. De hecho, Smith quedó sorprendido de ver cómo habían logrado construir en la realidad la vieja mansión de Lara a partir de sus dibujos.

En su nueva aventura Lara tiene la misión de encontrar los dos componentes de ‘El reloj de todos los tiempos’, un aparato que tiene la capacidad de rastrear la alineación de los planetas y que podría resolver el misterio de la muerte de su padre.

Lo curioso es que Angelina haya podido fundirse con Lara Croft ya que nunca había jugado Tomb Raider. Hasta hace poco tiempo el videojuego no era de su agrado pues su esposo pasaba horas interminables en el computador debido a su afición por las aventuras de la arqueóloga virtual. Hoy él tiene el gusto de vivir con la Lara de carne y hueso.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.