Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 12/23/2013 12:00:00 AM

El adiós que le brindan los “seguidores” a Diomedes Díaz

‘El Cacique de la Junta’ es velado en Valledupar. Las lágrimas y abrazos se confunden con el sonido de acordeones.

;
AP
El sonido de los acordeones se entremezclaba al cierre del lunes con rezos, sollozos y cánticos vallenatos de los miles de fanáticos que desfilaban ante el féretro del fallecido Diomedes Díaz, el cantautor que más discos de este género musical ha vendido en Colombia.

En la céntrica Plaza Alfonso López de la ciudad de Valledupar, cuna del vallenato, los familiares no paraban de fundirse en prolongados abrazos con los admiradores y colegas artistas del juglar, que murió en la víspera inesperadamente a los 56 años.

La plaza es la misma donde se celebró hasta 2003 el reconocido festival anual de la Leyenda Vallenata, escenario donde se consagró Díaz interpretando temas como "Mi primera cana", "Bonita" y "Tú eres le reina".

En este lugar permanecerá en cámara ardiente el cadáver de Díaz hasta su funeral el 25 de diciembre cuando será enterrado en el cementerio local Jardines de Eccehomo, confirmó en diálogo telefónico Elber Díaz, uno de los ocho hermanos del artista.

El ataúd de madera con cubierta de cristal fue trasladado temprano hasta la plaza en un carro de bomberos, que recorrió las principales calles de Valledupar, escoltado por fanáticos que portaban afiches y retratos del ganador del Grammy Latino en 2010 por mejor álbum vallenato.

Díaz falleció tras presentar un infarto cardiorrespiratorio causado por afectaciones pulmonares y de hígado, informaron parientes. El deceso se registró en la casa matrimonial, en el barrio Los Ángeles de la ciudad de Valledupar, en el departamento de Cesar.


Foto: AP. Muchos seguidores acompañaron al cantante.

Gratamente sorprendido por las multitudinarias muestras de cariño, Rafael Santos, uno de los 28 hijos del juglar, consideró que su padre "está vivo en cada corazón, en cada canción y en cada verso".

Rafael, de 34 años, recordó que su padre compuso en su honor el clásico "Mi muchacho", en cuya letra plasmó este consejo: "Por eso Rafael Santos yo quiero/dejarte dicho en esta canción/que si te inspira ser zapatero/sólo quiero que seas el mejor/porque de nada sirve el doctor/si es el ejemplo malo del pueblo.
"Cada vez que escucho este poema, me siento vivo, me siento feliz; siento a mi papá en el corazón", expresó el joven en diálogo con The Associated Press.

Rafael, por supuesto, nunca fue zapatero. Siguió, mejor, los pasos de su progenitor y ahora es uno de los más prometedores cantantes de vallenato, junto a cinco más de sus hermanos. "Yo seguiré con las banderas de mi papá", prometió.

Cuatro días antes de su muerte, el llamado "Cacique de La Junta" había lanzado un nuevo álbum titulado "La vida del artista", con el que pareció despedirse de sus fanáticos y de la propia vida, de acuerdo con el representante artístico José Sequeda.

Éste aclaró, sin embargo, que el ídolo vallenato no presentaba afecciones de salud en las últimas semanas, por lo que su deceso resultó sorpresivo para sus familiares, seguidores y los medios de comunicación. "Siempre lo admiré por sus calidades humanas. Era un hombre inteligente, prueba de ello fueron sus interpretaciones. Su trayectoria difícilmente será superada", consideró Sequeda, quien representó a Díaz los últimos 10 años.

Sony Colombia, la casa disquera de Díaz, lamentó la pérdida de quien es el artista número uno en ventas de discos en el país en el género vallenato, con más de 16 millones de copias vendidas a lo largo de su carrera. El juglar habría grabado al menos 40 álbumes y más de 500 canciones, según Guillermo Mazorra, uno de los representantes de la compañía.

"Diomedes no era solo un vendedor de discos sino un movilizador de otras industrias. Cada lanzamiento de Diomedes en la Costa Atlántica era un festín de comida y licor. Los seguidores se preparaban por días para recibir y celebrar cada disco", destacó Mazorra.

Nacido el 26 de mayo de 1957, Díaz era considerado uno de los exponentes más importantes del folclor vallenato, un género musical del norte del país que se hizo más conocido internacionalmente en la década de 1990, en la voz del cantante Carlos Vives.

El Cacique "seguirá siendo uno de los más grandes (cantautores). Lo vamos a llorar por mucho tiempo", sostuvo compungido el cantante vallenato Jean Carlos Centeno, de 37 años. "Diomedes fue un artista muy querido en países como Venezuela. Allá su música fue muy bien recibida".

La vida de Díaz fue azarosa de principio a fin. Huyó en repetidas ocasiones de la muerte: salió ileso de accidentes de tránsito y sobrevivió a graves intervenciones quirúrgicas, una de ellas a corazón abierto y otra más para extirparle un tumor de la columna. Fue condenado y estuvo en prisión por el homicidio en 1997 de Doris Adriana Niño, una joven con la que sostuvo una relación amorosa y que murió por sobredosis de drogas. El mismo artista fue por años señalado por presunto consumo de drogas.

De acuerdo con el representante artístico de Díaz, el canal de televisión local RCN tiene previsto el rodaje de una telenovela sobre su vida, un proyecto encabezado por el reconocido libretista Fernando Gaitán, más conocido internacionalmente como el escritor de "Yo soy Betty, la fea".

En la pantalla chica, sin duda quedarán plasmados los excesos de El Cacique, entre ellos su adicción al trago, pero también esas cualidades pintorescas como las de "enamoradizo y mujeriego", tal como lo describe uno de sus mejores amigos y conocido como el biógrafo del artista, Jaime Araujo.

"Es difícil encontrar en Colombia a un hombre que haya tenido todas las amigas que tuvo Diomedes. Eran cantidades. Sin embargo,, no era culpa de él. Lo buscaban", relató Araujo entre risas.

El alcalde de Valledupar, Fredys Socarrás entregó al final del lunes un reporte de tranquilidad respecto al orden público, luego de que unos 15.000 seguidores visitaran el féretro de Díaz, pero informó que, por precaución, se prohibió la ingesta de licor en el marco de la Plaza Alfonso López y se incrementó en unos 380 agentes el pie de fuerza policial que normalmente asciende a 1200 efectivos.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.