Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 7/23/2017 7:22:00 PM

"Me arrepentiré toda la vida de lo corta que fue esa llamada": Príncipe Harry sobre la última vez que habló con la princesa Diana

Los príncipes William y Harry hablan por primera vez en televisión sobre los recuerdos que tienen de su madre y cómo aprendieron a vivir sin ella.

El 31 de agosto de 1997 el príncipe William recibió una llamada de su madre. Él estaba en el castillo de Balmoral con la familia de su padre. Ella estaba en París, preparándose para volver a Londres luego de un viaje con su pareja. Hablaron un par de minutos y William le pasó el teléfono a su hermano Harry. Ambos, ansiosos por terminar la llamada y volver a sus actividades, no le prestaron mayor atención a la conversación y se despidieron rápidamente de ella.

Horas más tarde la noticia de la muerte de Diana de Gales conmovía al mundo, la bandera del palacio de Buckingham se izaba a media asta y los príncipes, de 15 y 12 años,  comenzaban a entender que nunca volverían a oír la voz de su madre. "No recuerdo exactamente lo que dije, pero se que me arrepentiré por el resto de mi vida de lo corta que fue esa llamada", recuerda el príncipe Harry en el documental Diana, Our Mother: her life and legacy, donde los príncipes hablan por primera vez de los últimos recuerdos de su madre y de cómo aprendieron a vivir sin ella.

“No hay muchos días que pasen sin que yo piense en ella, a veces de manera triste, otras de forma muy positiva” afirma el príncipe William. “Nos educó muy bien. Nos dio las herramientas correctas y nos preparó para la vida, sin saber lo que iba a pasar”, dice el heredero al trono.

Puede leer: “¿De verdad mami murió?”: Príncipe Harry a sus 12 años

Sentados en una sala del palacio de Kensington, los príncipes ojean un álbum de fotos y cuentan frente a las cámaras que lo que más recuerdan de ella es su risa. “Cuando me preguntan si era divertida, todo lo que puedo oír es su risa en mi cabeza. Ese tipo de risa loca que mostraba solo felicidad en su cara. Uno de los consejos que me dio fue: ‘puedes ser tan travieso como quieras, solo no dejes que te atrapen”, dice Harry a quien todavía le cuesta procesar el dolor frente a la muerte de su madre.

“Ha sido difícil y seguirá siendo difícil”, afirma Harry. “No hay un solo día que William y yo no deseemos que ella estuviera aquí y nos preguntemos qué clase de madre sería ella ahora, qué clase de papel público tendría y que diferencia estaría haciendo”.

No es la primera vez que el hijo menor de Diana de Gales confiesa lo duro que ha sido para él lidiar con el dolor. En mayo de este año concedió una entrevista al diario británico The Telegraph en la que confesó que su estrategia siempre fue ‘apagar sus emociones’. "Mi forma de lidiar con ello era metiendo la cabeza en la arena. Negarme a pensar en mi madre porque, ¿eso cómo ayudaría? Solo iba a hacer que me entristeciera. No iba a traerla de vuelta" afirmó.

En contexto: “Varias veces estuve a punto de colapsar”: príncipe Harry

Hace poco Harry decidió acudir a su hermano mayor, quien lo alentó a buscar ayuda. En ese momento William le dijo “realmente necesitas lidiar con esto. No es normal pensar que nada te ha afectado”. Desde entonces Harry ha descubierto que “todavía hay mucho dolor que necesita salir”, pues confiesa que en estos veinte años tan solo ha llorado una o tal vez dos veces por Diana.

Ahora que el príncipe Harry se permite recordar los momentos con su madre, expresa lo protegido que se sentía junto a ella. “Ella solo te abrazaba y te apretaba lo más cerca posible. Como yo era bajito en ese entonces, no había escapatoria, estaba ahí y allí me quedaría todo el tiempo que ella quisiera” dice. "Para mí y para William, ella fue simplemente la mejor madre que ha existido".

Mantener vivo el legado de Diana es una prioridad para sus hijos. El tema es especialmente importante para William, cuyo principal propósito es que sus hijos, George y Charlotte, recuerdan a Diana aunque no la conocieron. “Es una tarea difícil porque mi esposa Catherine no la conoció, entonces no puede ayudarme demasiado. Generalmente cuando acuesto a mis hijos por las noches les cuento historias de mi madre e intento recordarles que tienen dos abuelas. Es importante que ellos sepan quién era ella”. Además el príncipe William y la duquesa Catherine hablan en su hogar constantemente de “Granny Diana” y tienen fotos en diferentes lugares para que sus hijos jamás la olviden.

"Con toda seguridad le hubiera encantado ser abuela, hubiese adorado a los niños" afirmó William "Hubiera sido una pesadilla de abuela, una absoluta pesadilla… Hubiera venido probablemente a la hora del baño, causaría una escena maravillosa, burbujas por todos lados, agua por todas parte y se iría".  

Le sugerimos: Príncipe Guillermo lamenta que Diana no conozca a su familia

El documental se estrena el lunes en HBO, a poco más de un mes de que se cumplan veinte años de su muerte. Durante estos años han existido cientos de teorías sobre el accidente que ocasionó la muerte de Diana, pero para William y Harry la responsabilidad recae sobre los paparazzi que la perseguían frecuentemente. “Con tristeza recuerdo que la mayoría de veces que la veía llorar era por algo relacionado con la intrusión de la prensa” dice William “no creo que ser perseguida por 30 hombres, que te escupen, te gritan,  intentan buscar una reacción tuya y hacen llorar a una mujer en público sea apropiado”.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.