Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 8/2/2013 12:00:00 AM

El candidato que se declara adicto al sexo

Se trata de Anthony Weiner quien aspira a ser el próximo alcalde de Nueva York.

Anthony Weiner, candidato a la Alcaldía de Nueva York, ha cometido el mismo error por segunda vez. Un político, casado, de 48 años, dedica horas enteras cada día a mandar mensajes eróticos por internet y por teléfono a desconocidas, a tener sexo por teléfono y a intercambiar fotos íntimas. En el 2011 tuvo que renunciar a la Cámara de Representantes cuando se revelaron sus relaciones con por lo menos seis mujeres distintas.

Recién casado con Huma Abedin, una éxotica mujer criada en Arabia Saudita, y esperando a su primer hijo, Weiner renunció al Congreso en el curso de una rueda de prensa en la que su esposa dijo que lo apoyaba y lo perdonaba. Weiner prometió no volver a pecar y aseguró que era un hombre transformado.

Abedin trabajaba como asistente de Hillary Clinton cuando ella era Secretaria de Estado. La amistad con los Clinton era intensa. Bill fue el "best man" de Anthony en el matrimonio y Huma aparecía permanentemente en fotos con Hillary y era su mano derecha. Viajaba a alrededor del mundo con la secretaria de Estado y los Weiner nunca estuvieron bajo el mismo techo más de diez días al mes. Como se describió a sí mismo Weiner: "Soy un hombre de mediana edad permanentemente excitado".

En abril del 2013 Anthony Weiner lanzó su candidatura a la Alcaldía de Nueva York, para reemplazar al popular Michael Bloomberg. A pesar de la sombra del escándalo anterior, ocupaba el segundo lugar en las encuestas. Sin embargo, una de sus "amigas íntimas", una mujer de 22 años sugestivamente llamada Sydney Leathers (cueros), reveló al portal The Dirty los textos y las fotos que intercambió con Weiner en el 2012.

Remontándonos al pasado, el primer escándalo explotó el 27 de mayo del 2011, cuando Weiner estaba "sexteando" con una estudiante de 21 años llamada Gennette Nicole Cordova, radicada al otro lado del país, en Seattle. En lugar de mandarle una foto suya con el torso desnudo como mensaje privado, la publicó en Twitter y sus 45.000 seguidores pudieron verla. Weiner la retiró rápidamente al darse cuenta de su error, pero varios seguidores alcanzaron a verla y la hicieron pública. En ese momento Weiner dijo que su cuenta había sido hackeada.

Su esposa regresaba de un largo viaje con Hillary Clinton y Weiner le contó, con rostro grave, que todas sus cuentas habían sido hackeadas y circulaban fotos y mensajes que parecían suyos, pero en realidad no lo eran.

Durante los días siguientes los reporteros lo persiguieron incansablemente preguntándole que si eso era cierto porque no había pedido una investigación al FBI y a la Policía del Congreso. Ante la presión, Weiner empezó a ceder diciendo que no podía decir "con certeza" si la foto no era suya. Sugirió que la podían haber retocado y dijo que había contratado un investigador privado.

Empezaron a salir a la luz correos, textos y más fotos. Weiner tuvo que rendirse ante la evidencia. El 6 de junio el representante citó una conferencia de prensa y pidió perdón diciendo "no he sido honesto conmigo mismo, mi familia, mis electores, mis amigos... seguidores y los medios... la foto es mía y yo la mandé". Declaró también que había "entablado conversaciones inapropiadas en Twitter, Facebook, email y por teléfono" y que había intercambiado "mensajes y fotos de naturaleza explícita con por lo menos seis mujeres durante los últimos tres años". Dijo que estaba "profundamente avergonzado" y que era un tonto. Durante la rueda de prensa Huma sostuvo que apoyaba completamente a su esposo, lo que despertó críticas de las feministas. No obstante, Weiner dijo que no renunciaba.

La cosa, obviamente, no paró ahí. El 8 de junio del 2011 los locutores de un programa en Sirius XM mostraron una foto de un celular que exhibía los genitales de un hombre que aparentemente era Weiner. Inmediatamente los locutores publicaron la foto en Twitter. Se develaron además las identidades de otras amigas virtuales: Lisa Weiss, una croupier de blackjack de 40 años que vive en Las Vegas, y Ginger Lee, una actriz porno de 28 años.

El 15 de junio Ginger Lee ofreció una conferencia de prensa durante la cual dijo que le había pedido consejo a Weiner de qué hacer ante el acoso de la prensa y que él le había dicho que si ambos se quedaban callados, el escándalo se moriría. Pero surgió una tercera mujer. Traci Nobles, una entrenadora de cheerleaders apareció en el Today Show, de alta audiencia, contando sobre sus encuentros virtuales con Weiner y, para rematar, escribió un libro.

Ya era demasiado. El 16 de junio Weiner renunció a la Cámara de Representantes. Su esposa Huma le perdonó y todos pensaron que era un episodio más en la política americana. Anthony Weiner era cosa del pasado.

Pero, en contra de todos los pronósticos, Anthony Weiner lanzó su candidatura a la Alcaldía de Nueva York en abril de este año. Su fiel esposa Huma ya había dado a luz al primogénito y los medios publicaban tiernos reportajes del infiel que volvió al redil y su hermosa familia.

El 23 de julio el portal The Dirty publicó fotos y textos intercambiados por un supuesto "Carlos Danger" y Sydney Leathers.
Carlos Danger: Me hicieron falta los tacones negros
Sydney Leathers: Desafortunadamente :(
CD: ¿Dejaste que un chico te quitara el vestido de fiesta?
SL: No, fui una niña buena
CD: Necesito mi actualización diaria de los zapatos
SL: Tacones negros muy altos. Hoy las plataformas doradas que van bien con mi vestido de baño
Se ve que Weiner, bajo la identidad de "Carlos Danger", tiene un fetiche con los zapatos. Los intercambios de mensajes de texto son abundantes. La mayoría son demasiado explícitos para ser publicados en esta revista. Un solo ejemplo:
CD: Tal vez quieras estar mojada. Está enorme hoy para ti
SL: Tú siempre me pones mojada
......
CD: ¿Mojada? Ponte zapatos. Voy a regar tu c..o para meter mi xxx bien hondo
SL: Te quiero tan adentro como sea posible
....
CD: Dios, te daría tan fuerte, tu xxx va a pedir piedad
SL: Quiero que me dobles sobre el escritorio ahora

El resto es demasiado gráfico. Se puede consultar aquí http://thedirty.com/2013/07/exclusive-anthony-weiner-sexting-sydney-leathers/.

El contacto con Leathers había comenzado en julio del 2012 y aparentemente la pseudorelación duró hasta fin del año. Weiner llegó hasta ofrecerle un condominio en Chicago para tener allí sus encuentros, y un puesto en el portal Político.

Cuando el portal The Dirty (El Sucio) publicó las reveladoras conversaciones, Weiner admitió que la cosa no era sólo con Leathers; mantenía "relaciones" con por lo menos tres mujeres más. Leathers confesó que tenían sexo por teléfono dos veces por semana: "Era una fantasía", dijo ella. Pero añadió: "Sólo quiero aclarar que a pesar de que tenía 22 años y técnicamente era una adulta, yo era obviamente inmadura y actué irresponsablemente. Me doy cuenta que mi correspondencia con el señor Anthony Weiner fue un error enorme y estoy avergonzada por ello. Pero los hechos son los hechos y él está de candidato a la Alcaldía de Nueva York, entonces me pareció que tenía que contar mi historia. No tengo razones para mentir... no me pagaron nada. Literalmente no tengo nada que ganar con esto".

"Algunas personas tienen dudas sobre la veracidad de la página de Facebook desde la cual me hablaba... es su cuenta personal. Está ligada a la de su esposa. Está desactivada en este momento por la campaña... para ser totalmente clara, no me acosté con él ni recibí ningún dinero... creo que es importante reiterar el hecho de que todo esto pasó después de su primer escándalo, de manera que todas las promesas de campaña de que es un hombre transformado son absolutas mentiras".

Esta vez Anthony Weiner ya no podía decir que su cuenta había sido hackeada. En una conferencia de prensa en Nueva York, Weiner, en medio de lágrimas, admitió que había tenido "varias conversaciones inapropiadas en Twitter, Facebook, email y por teléfono" y que había intercambiado "mensajes y fotos de naturaleza explícita con cerca de seis mujeres en los últimos tres años", esencialmente todo el tiempo que había durado su matrimonio con Habedin, que estaba a su lado durante la rueda de prensa, diciendo que nuevamente le "perdonaba".

Weiner lloraba en la rueda de prensa. "Ella me ha dado....(sniff)... me ha dado otra oportunidad. Le agradezco por eso. Y trataré de hacer las cosas bien.". Mientras tanto su jefe de campaña renunciaba y Weiner cayó del segundo lugar en las encuestas al último puesto. Y sigue insistiendo en su candidatura a pesar de que hasta la fecha no se le ha visto en público.

Por su lado, Sidney Leathers ya tiene una propuesta para hacer una película pornográfica y sus fotos en bikini han aparecido en los tabloides. Huma se ve cada día más acabada. Los Clinton cortaron sus relaciones con los Weiner puesto que Bill le había pedido que retirara su candidatura, a lo que Anthony contestó: "Me tiene sin cuidado lo que piensen los no votantes" puesto que los Clinton viven en Westchester, no en Nueva York. Como dijo recientemente el portal Politico, "Anthony Weiner está loco, no hay otra explicación".

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.