Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 7/13/2003 12:00:00 AM

El duelo

A John Wayne trataron de matarlo, pero no solo en una de sus tantas películas de vaqueros sino en la vida real.

A John Wayne trataron de matarlo, pero no solo en una de sus tantas películas de vaqueros sino en la vida real. Por lo menos eso es lo que dice un nuevo libro sobre el actor, John Wayne: el hombre tras el mito, escrito por el periodista Michael Munn. Lo más insólito del relato es el asesino: Joseph Stalin, dictador de la Unión Soviética durante más de dos décadas. Munn asegura haber realizado una serie de investigaciones que así lo demostraban. Según él la orden de asesinarlo hizo parte de un episodio de la Guerra Fría pues para Stalin Wayne personificaba los valores norteamericanos y el anticomunismo. En 1974 Munn entrevistó a Wayne y le preguntó sobre el tema: "Los comunistas llevan intentando matarme desde 1949, pero como ves no son muy buenos. Nunca dije nada porque no quería que mi familia viviera atemorizada. Gracias a mis amigos y a la gente del gobierno yo estaba seguro", respondió. También le habría contado a Munn que Nikita Kruschev anuló la orden. En 1949 Wayne fue elegido presidente de la conservadora Alianza Cinematográfica para la Defensa de los Ideales de Estados Unidos, desde la cual apoyó la cruzada anticomunista del senador McCarthy. El libro narra que el plan era asesinarlo en su despacho de la Warner pero el rumor llegó a oídos de la CIA y el FBI, que detuvieron a los dos enviados para ejecutarlo. También se afirma que Mao Tse-Tung ofrecía recompensa por acabar con el actor.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.