Miércoles, 7 de diciembre de 2016

| 2008/04/12 00:00

El eterno seductor

Miguel Bosé regresa a Colombia con la gira 'Papitour'. Además de celebrar sus 30 años de carrera musical, presentará por última vez su repertorio clásico en vivo.

Los fanáticos de Miguel Bosé escogieron por Internet las canciones que tocará en cada concierto. El repertorio va desde los 70 (arriba), cuando cantaba ‘Linda’ hasta los éxitos más recientes como ‘Morenamia’

La seducción es un arte que pocos han logrado dominar con la maestría de Miguel Bosé. Sobre un escenario sus sonrisas, miradas y movimientos de baile hacen que todo el público quede fascinado sin poder quitarle los ojos de encima. Las letras de las canciones ruedan como miel en las lenguas de los asistentes, que en un afinadísimo coro siempre suelen acompañar al cantante. Porque, inevitablemente, quien haya nacido y crecido en un país de habla hispana conoce aunque sea un estribillo de alguno de sus grandes éxitos. Bosé es de aquellos artistas que durante 30 años de carrera han logrado conquistar a madres e hijas por igual, al reunir con su música varias generaciones de fieles seguidores.

Y precisamente celebra su larga carrera musical con su disco Papito, y su gira de conciertos Papitour que se presentará en Bogotá el 6 y el 7 de mayo, en Medellín el 9 de mayo y en Cali el 10. En el nuevo volumen unió su voz a las de algunos de sus mejores amigos cantantes, como Shakira, Alejandro Sánz, Juanes, David Summers y Paulina Rubio, entre otros, para darles nueva vida a algunas de sus letras más famosas. Cada uno de los invitados llegó con su canción favorita y junto a Bosé la renovaron, dándole un espíritu diferente al de la versión original.

Pero tantas celebración y alegría no podían llegar sin un dejo de tristeza. En este caso se trata de la decisión de Miguel de decir adiós a su viejo repertorio y dar a sus seguidores sólo esta gira más para escuchar sus clásicos en vivo. "Lo hago por muchas razones, es algo muy meditado. Desde 'Velvetina' (el disco anterior) he empezado a hacer un tipo de apuesta musical que es más delicada, más sofisticada, más complicada y no quiero que se compare y se desmerezca con todo lo que yo he hecho en el pasado", dijo Bosé a SEMANA. También explicó que al llevar tres décadas dedicado a la música, tiene ya muchísimas canciones que no puede dejar de tocar en sus conciertos, aunque esté presentando un álbum nuevo, pues su público quiere escucharlas. Por eso siempre corre el riesgo de hacer el mismo show una y otra vez.

Ahora quiere iniciar una nueva faceta. Por eso, después de la gira publicará una de las dos novelas que escribió en los últimos siete años. "Es una necesidad. Es otra cosa más que se abre y que se añadirá a la música, pero que tampoco debe extrañar muchísimo porque yo creo que cuando haces parte del mundo creativo, la savia creativa puede derivar hacia una rama o hacia otra", aseguró Miguel. Contó a esta publicación que desde los 7 años tiene la costumbre de escribir todos los días y que un libro era el paso natural a seguir.

Bosé, a sus 52 años de vida, ha hecho de todo. Fue actor mucho antes de convertirse en músico y desde entonces ha participado en más de 30 películas. Estudió danza y mimo en Londres, ha dirigido obras de teatro y también sacó a relucir sus dotes de periodista cuando pasó de entrevistado a entrevistador al presentar durante una temporada el programa de música Séptimo de Caballería.

No sólo ha sido polifacético en cuanto a su arte. Cada cierto tiempo ha reinventado su look, que empezó como playboy de jeans apretados, pasó por lo andrógino con faldas y maquillaje, hasta llegar al curioso hombre de chivera y sin cejas que aparece en la portada de su último disco. Explicó que simplemente le gustaba cambiar porque sólo así se siente cómodo, "igual a como ves en el escenario soy en la vida y en la calle". La mayoría de sus seguidores debe contentarse con esta afirmación e imaginarlo en su día a día."Miguel siempre, desde bien joven, fue muy claro respecto de su vida personal: nadie que no esté autorizado por él tiene derecho a cruzar esa línea. Sobre un escenario pueden pedírselo todo, pero cuando se baja de él echa el cierre y ya no hay forma de acceder al 'mundo Bosé'", aseveró a SEMANA el autor español Javier Menéndez Flores, que escribió una de las biografías más serias del artista, Con tu nombre de beso. Por eso muchos periodistas tildan a Miguel de soberbio, ya que es capaz de poner en su lugar a quien le haga una pregunta que irrespete su intimidad.

Y aunque en su disco Sereno, de 2001, se dio la libertad de escribir letras autobiográficas, como El hijo del capitán trueno, en donde cuenta algunos de los conflictos que tuvo con su padre, el matador de toros Luis Miguel Dominguín, durante su juventud, no piensa volver a abrir esa puerta. "A mí no me gusta hablar de mí. Me divierte mucho más novelar. Yo creo que en esta carrera llega un momento en que esa regla se traiciona, y eso sucedió y basta".

A pesar de los nuevos rumbos, Bosé aseguró a SEMANA que aún hay mucho de él y para rato. Y para esta nueva etapa en su carrera quizá la frase que mejor lo describe es de la canción Lo que hay es lo que ves, de su álbum Bajo el signo de Caín, que fue una de las obras trascendentales en su carrera, y que en Papito interpreta junto al vocalista de R.E.M. Michael Stipe: "Lo que hay es lo que ves/ Serás, seré.../Verás, veré.../ Aquí estoy y aquí estaré".

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.