Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 5/21/2011 12:00:00 AM

El secreto de Terminator

Un hijo con la muchacha del servicio acabó con lo que muchos consideraban el matrimonio más sólido de Hollywood.

El exgobernador de California Arnold Schwarzenegger, famoso por haber interpretado a Terminator, no es que se destaque por ser un actor excepcional. De hecho, algunos expertos lo critican por haber participado solo en películas mediocres y por no haber ganado un Óscar. Sin embargo, al parecer, es en la vida real y no en la pantalla grande donde el artista ha logrado su mejor papel. Durante más de diez años engañó a su esposa, Maria Shriver, sobrina del expresidente John F. Kennedy, e hizo creer a sus cuatro hijos que su matrimonio era indestructible. Pero, como suele ocurrir en el mundo del espectáculo, su imagen de padre y marido ejemplar tenía que venirse abajo algún día.

Una semana después de que Schwarzenegger, de 63 años, y Shriver, de 55, anunciaron su separación por "diferencias personales y profesionales", el diario californiano Los Angeles Times reveló que el motivo real era que el actor le había sido infiel a su esposa con una empleada doméstica. De inmediato, los sitios de Internet dedicados a los chismes de las celebridades revelaron que la mujer en cuestión era Mildred Patricia Baena, una guatemalteca de 50 años que se encargaba de lavar la ropa, cocinar y limpiar la mansión de la familia desde hacia dos décadas.

Según el portal TMZ, el actor y la muchacha tuvieron relaciones sexuales sin protección durante varios años, hasta que ella quedó embarazada a finales de los noventa. "Tuve un hijo hace más de una década -publicó la estrella de Hollywood en un comunicado la semana pasada-. Después de dejar el puesto de gobernador le conté a mi mujer este hecho. Entiendo y merezco las expresiones de enfado y decepción entre mis amigos y familiares. No hay excusas y asumo toda la responsabilidad por el daño que he causado. Les he pedido perdón a Maria y a mis hijos. Lo siento sinceramente". Se rumora que Schwarzenegger despidió a Mildred Patricia, apodada 'Patty', a principios de este año porque esta lo amenazó con revelar su secreto. Sin embargo, ante el acoso de la prensa estadounidense, el artista se vio acorralado y prefirió salir a contarlo él mismo.

Aunque al cierre de esta edición el exgobernador no había confirmado que su amante y su supuesto hijo efectivamente sean los que salen en las fotos que están circulando en Internet, es difícil que lo niegue, pues el pequeño guarda un parecido impresionante con el actor. Otro detalle que las revistas del corazón destacan es que la empleada dio a luz casi al mismo tiempo que su patrona, quien tuvo a su hijo menor, Christopher, el 27 de septiembre de 1997. Schwarzenegger supo que era el padre del bebé de Mildred solo hasta después de que este nació y, como estaba empezando su carrera política, acordó pagarle a la mujer una pensión mensual a cambio de que guardara silencio. Se dice incluso que le regaló una casa de cuatro habitaciones y una piscina, a las afueras de Los Ángeles, para no sentirse mal por haberla echado.

A pesar de que Maria ya sabía la noticia desde enero, aún se está reponiendo. Hay algunos medios que aseguran que ella había pensado en pedirle el divorcio en repetidas oportunidades, pero no había querido dar el paso definitivo por tragedias como la muerte de sus padres (su mamá, Eunice Kennedy, falleció el 11 agosto de 2009, y su papá, Sargent Shriver, el 18 de enero pasado) y los constantes problemas de salud de su marido, quien ha tenido que someterse a varias cirugías de corazón.

La heredera del poderoso clan Kennedy ha recibido miles de mensajes de apoyo en las redes sociales, pues desde que se casó con Schwarzenegger demostró ser su escudera más fiel. Lo defendió durante las elecciones a la Gobernación de California en 2003, justo cuando se supo que había acosado sexualmente a seis actrices con las que había trabajado en algunas películas. "No estaría aquí si este hombre no fuera un ser humano sobresaliente -dijo en un mitin con mujeres republicanas en el condado de Orange, poco antes de que se celebraran los comicios-. No me tomaría todo este tiempo, no hubiera dejado un trabajo que amo, no haría nada de esto si no creyera en él". Maria renunció a sus convicciones políticas y a su carrera como presentadora de televisión para hacer campaña a favor de su marido y, después de la victoria, se dedicó de lleno a cumplir con sus obligaciones de primera dama.

Por eso, cuando se enteró del affaire, le pidió a su esposo que se fuera de la casa, pero él no quiso. Entonces, ella optó por irse a un hotel en Beverly Hills. En ese momento el actor sugirió que su separación solo era temporal y que estaban tratando de arreglar las cosas, pero, después de las escandalosas revelaciones que han aparecido durante los últimos días, todo parece indicar que ya no tiene ningún chance de reconquistar a su mujer. Además, sus hijos están muy decepcionados por su comportamiento e incluso uno de ellos ya cambió su primer apellido por el materno en su cuenta de Twitter.

La noticia ha sorprendido a muchos, pero la verdad es que la reputación de mujeriego de Schwarzenegger siempre ha sido un secreto a voces. En una biografía no autorizada, escrita por el periodista Ian Halperin el año pasado, el actor es retratado como un adicto al sexo: "Tiger Woods parece la Virgen María en comparación con lo que ha hecho Arnold", afirma el autor. El periódico The New York Times recuerda que durante su primera campaña política, el demócrata Gray Davis, su principal rival, tenía información según la cual el entonces candidato republicano tenía un hijo por fuera del matrimonio. El rumor tomó fuerza cuando una periodista insinuó que el supuesto niño había sido fruto de una aventura del artista con Tammy Tousignant, la exazafata de su avión privado. Sin embargo, ante el asedio de los medios, el esposo de la mujer se sometió a una prueba de paternidad y comprobó que él era el papá del pequeño y no Schwarzenegger.

Desde que el austriaco dejó la Gobernación se ha dedicado a revivir su carrera como actor y todo parece indicar que protagonizará la quinta parte de The Terminator. Según la mayoría de especialistas en imagen pública, el escándalo reciente es el telón de fondo ideal para su regreso al cine, pero también significa el fin de sus aspiraciones políticas. Mientras tanto, Maria contrató a una abogada experta en divorcios, cuyos clientes incluyen a Angelina Jolie y a Britney Spears, para resolver los trámites formales de la separación. Aunque se calcula que podría recibir la mitad de la fortuna de su esposo, estimada en 400 millones de dólares, dice que lo único que quiere ahora es reconstruir su vida. "Estamos pasando por un momento muy doloroso -admitió en una carta que envió a Los Angeles Times-. Como madre, mi principal preocupación son mis hijos. Pido compasión y respeto a nuestra privacidad mientras tratamos de sanar".
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.