Lunes, 16 de enero de 2017

| 2008/06/28 00:00

En la cima

El nuevo álbum del grupo Coldplay, Viva la vida or death and all his friends, vendió 721.000 copias durante su primera semana, una cifra impresionante en una época en que las disqueras se están replanteando la industria por la baja en la demanda de discos en los últimos años.

El nuevo álbum del grupo Coldplay, Viva la vida or death and all his friends, vendió 721.000 copias durante su primera semana, una cifra impresionante en una época en que las disqueras se están replanteando la industria por la baja en la demanda de discos en los últimos años. La banda, conformada por Chis Martin, Jonny Buckland, Guy Berryman y Will Champion, se ha esforzado por complacer a sus fanáticos al ofrecer conciertos gratuitos en Londres, Barcelona y Nueva York. Todo indica que la acusación de plagio que le hizo Creaky Boards, un grupo de rock estadounidense poco conocido, que asegura que Martin copió la música de su canción The songs I didn't write en la melodía que le da el título a su álbum, para nada influyó en los fans de los británicos a la hora de comprar el álbum. Andrew Hoepfner, el líder de la banda supuestamente plagiada, aseguró a varios medios del mundo que vio a Martin en uno de sus pequeños conciertos hace más de seis meses y que cree que fue así como se robó la idea para su primer sencillo.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.