Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 12/29/1997 12:00:00 AM

ESCRITORA CON ANGEL

El premio literario Sor Juana Inés de la Cruz ratifica a Laura Restrepo como una de las mejores novelistas del país.a la tercera va la vencida dice el adagio popular, y en el caso de la escritora colombiana Laura Restrepo no parece haber un dicho que sea más cierto. Su tercera novela, Dulce compañía, ha conseguido en Guadalajara el premio Sor Juana Inés de la Cruz, que desde hace un lustro viene entregando cada año la Feria Internacional del Libro de esa ciudad mexicana a las escritoras más destacadas de la lengua castellana. El premio, inaugurado por la escritora mexicana Angelina Muñiz-Huberman en 1993, fue concedido a la novelista colombiana luego de una durísima pelea con la mexicana Helena Poniatowska entre un total de 49 escritoras inscritas."Es una parodia del New Age al estilo latinoamericano, escribió el jurado en el acta de premiación, con una prosa accesible y un fino sentido del humor".Dulce compañía se ha convertido en un fenómeno prácticamente desde que apareció en Colombia a finales de 1995. Cuando salió al mercado la crítica fue unánime en el sentido de haber encontrado en la novela de Restrepo a una escritora madura, poseedora de un estilo que no quería parecerse al realismo mágico de García Márquez, ni a la literatura panfletaria de los años 50, ni mucho menos a la novela experimental cortazariana, tan en boga después de la muerte del autor de Rayuela. Era, sencillamente, un estilo nacido de sus propias entrañas, de sus vivencias como periodista, investigadora, política y amante; un estilo forjado más a partir de su sensibilidad literaria que de sus sueños intelectuales.La novela, una historia sobre la aparición de un ángel en un barrio deprimido del suroriente de Bogotá, cautivó la atención de los especialistas y del público en general hasta el punto de convertirse en una de las obras más leídas en 1996. Si La isla de la pasión y El leopardo al sol, sus trabajos de ficción anteriores, apenas le habían permitido asomarse al machista mundo de la literatura colombiana, Dulce compañía estaba llamada a confirmar que, como novelista, Restrepo bien podía pisar fuerte en un terreno de dominio casi exclusivo de los hombres. Hoy Dulce compañía ha sido traducida con éxito al inglés, al francés y al italiano. Así, el premio Sor Juana Inés de la Cruz, cuyo galardón significa la traducción de la novela al inglés y al francés, no vale tanto por sus regalías como por su reconocimiento internacional, pues de ahora en adelante los ojos latinoamericanos se fijarán más en ella, lo cual no deja de producirle un compromiso de exigencia para su próxima novela que no es de poca monta. Por lo pronto, en un país donde las novelistas son contadas con los dedos de la mano, Laura Restrepo se perfila como una de las más reconocidas escritoras del país y sin duda la de más proyección en el exterior.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.