Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 2/5/1996 12:00:00 AM

JUAN MANUEL AMIGO FIEL

Esta semana el Ministerio de Comunicaciones recibe como nuevo titular de esa cartera al más samperista de todos los samperistas., 27705


QUIENES CONOCEN A ERNESTO SAMper saben que el presidente de los colombianos es un hombre de muchos amigos. Pero dentro del inmenso grupo de personas que se siente cercano al primer mandatario nadie es tan allegado como Juan Manuel Turbay Marulanda. Al fin de cuentas se trata de una relación que se ha construido a lo largo de un cuarto de siglo desde cuando Samper y Turbay compartían salón de clases siendo estudiantes de Derecho en la Universidad Javeriana. En ese entonces el hijo del cachaco Andrés Samper y el hijo del santandereano Juan José Turbay, descubrieron sus afinidades.
Mucha agua ha corrido bajo los puentes desde que los compañeros de pupitre dejaron los libros. Y tal como al comienzo, la dupleta Samper-Turbay sigue marchando unida. Ambos trabajaron en Anif cuando el hoy Presidente empezó a ganar notoriedad y se destacó como el niño terrible del sector gremial colombiano. Ambos volvieron a hacer equipo cuando Samper aceptó el Ministerio de Desarrollo al comenzar la administración Gaviria. Y ambos volvieron a reunirse desde el 7 de agosto de 1994 cuando, una vez más, los despachos de los dos ex compañeros de universidad volvieron a ser vecinos. Al igual que siempre, Turbay aceptó ser el número dos. El compañero leal y discreto que ha sabido acompañar a Ernesto Samper en las buenas y en las malas decidió asumir el cargo de secretario general de la Presidencia.
Esas circunstancias de proximidad física van a cambiar un poco esta semana, cuando a sus 45 años de edad Juan Manuel Turbay tome posesión del cargo de Ministro de Comunicaciones en reemplazo del barranquillero Armando Benedetti. De personaje en la sombra, poco acostumbrado a figurar, el nuevo ministro pasa a encargarse de una de las carteras de mayor perfil.
A su favor Turbay cuenta con una buena experiencia en el sector, la cual desarrolló durante su paso por la gerencia de la Empresa de Teléfonos de Bogotá. Ahora, temas como la concesión de los servicios de larga distancia nacional e internacional o los nuevos canales privados de televisión forman parte de una agenda plena y compleja que no estará exenta de debate.
Semejante cascada de decisiones requiere que el funcionario que esté al frente del Ministerio de Comunicaciones sea de la total confianza del Presidente. Para Ernesto Samper, nadie puede cumplir mejor ese trabajo que su fiel escudero de siempre, Juan Manuel Turbay. Dicho de otra forma, Samper y Turbay van a seguir compartiendo pupitre. La diferencia es que ahora se trata de una mesa en cedro del Caquetá: la que congrega al Consejo de Ministros todos los lunes.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1850

PORTADA

El hombre de las tulas

SEMANA revela la historia del misterioso personaje que movía la plata en efectivo para pagar sobornos, en el peor escándalo de la Justicia en Colombia.