Lunes, 23 de enero de 2017

| 2008/11/15 00:00

La decisión de Hannah

La decisión de Hannah

A los 13 años, Hannah Jones acaba de ganar la batalla más importante de su vida: que le permitan morir con dignidad. La pequeña británica está cansada de sufrir, pues desde los 4 años ha sido sometida a múltiples tratamientos y operaciones. A esa edad le diagnosticaron una extraña forma de leucemia, razón por la cual le fue recetada una serie de medicamentos que terminaron por afectar su corazón. Este órgano sólo le funciona al 10 por ciento de su capacidad y la única opción que tiene de seguir adelante es un transplante. Sin embargo, los médicos les advirtieron a ella y a sus padres que había una alta probabilidad de morir durante la operación. Pese a que sabe que le podrían quedar sólo seis meses de vida, prefirió decir no al trasplante: "He estado demasiado tiempo en el hospital", dijo. Sus padres apoyaron la decisión, pero tuvieron que enfrentarse al hospital Herefordshire Primary Care Trust, donde le realizaban las revisiones periódicas a la niña. Los especialistas aseguraban que los Jones impedían el tratamiento, por lo cual empezaron acciones legales para quitarles la custodia de la menor y así aplicar una orden del Tribunal Superior para realizar el trasplante. No obstante, después de una reunión con un trabajador de la oficina de protección al menor de la institución, Hannah logró convencerlos de no continuar con los trámites.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.