Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 9/3/2014 12:00:00 AM

“Las fotos no pueden llegar a páginas porno”

Las celebridades luchan para que sus imágenes privadas no sean vistas masivamente.

Las celebridades del planeta iniciaron una ofensiva legal para que sus imágenes íntimas no sean vistas por millones de personas. “Las fotos no pueden llegar a páginas porno”, es la orden dada a sus abogados por algunas de las figuras del espectáculo que se han visto afectadas por un robo masivo efectuado por hackers a sus cuentas de correo privadas.

Horas después del anuncio de que ya comenzaron a circular fotografías íntimas, los abogados de las celebridades afectadas trabajaban intensamente para eliminar las imágenes de la red. Así, por ejemplo, la actriz Jennifer Lawrence (24 años)  y la gimnasta McKayla Maroney (18), iniciaron una batalla legal con el argumento de que cada imagen les pertenece y quien las difunda sin su autorización debe ser penalizado por violación a los derechos de autor. En el caso de McKayla Maroney se podría configurar un delito más grave porque sus fotos fueron tomadas cuando era menor de edad.

Entre tanto, el FBI investiga la hipótesis de que la filtración es obra de un grupo de hackers que debió haber trabajado durante meses y no de un sólo hacker. La discusión legal que se viene será intensa. Para citar un caso, según TMZ, el abogado de Lawrence envió una carta a una web porno exigiendo que eliminase las fotografías de la actriz en las que aparece desnuda, ya que ella posee los derechos de las imágenes. 

Sin embargo, la web se negó a hacerlo, esgrimiendo que, en el caso de los desnudos que no son ‘selfies’, los derechos no serían suyos, sino de la persona que tomó las imágenes. La web reclama al abogado de Lawrence pruebas de que la actriz posee los derechos de sus desnudos, o bien que dé el nombre del autor de las fotos. 

Las redes sociales viven así un auténtico revuelo tras la filtración en internet de famosas desnudas o en poses sensuales. La lista de mujeres que habría sufrido este ataque virtual incluye a Ariana Grande, Rihanna, Victoria Justice, Kim Kardashian, Kate Upton, Lea Michelle, Mary Kate Olsen y Kirsten Dunst, según el portal Buzzfeed.com, quien apunta que las fotos han sido hechas públicas por un pirata identificado como proveniente o asociado al sitio 4chan.org.

Aunque por el momento se desconoce cómo ha sucedido, algunos medios han apuntado que las imágenes habrían sido obtenidas ilícitamente de alguna plataforma virtual de almacenamiento de datos. Pero, ¿las fotografías que ya circulan en la red son falsas o se trata de cuidadosos montajes? 

“Estas fotos en las que se supone que salgo yo desnuda son falsas, ¡que esto quede claro!”. Así de tajante se mostró la actriz y cantante Victoria Justice en su twitter oficial, mientras el portavoz de Ariana Grande señaló en un correo electrónico, que son “completamente falsas”.

Sin embargo, Mary Elizabeth Winstead sí reconoció que las imágenes son suyas. También en su cuenta de twitter la actriz escribió: “Espero que todos los que estén mirando las fotos que tomé, con mi esposo, años atrás y en la privacidad de nuestro hogar, se sientan bien consigo mismos”.

“Sabiendo que borramos esas fotos hace mucho tiempo, puedo imaginarme el esfuerzo malicioso que hicieron para conseguirlas. Mis simpatías para todos los que sean pirateados”, agregó.

Esta no es la primera ocasión en que los famosos son objetivo de ladrones informáticos que se han hecho con material personal de internet, entre ellas Paris Hilton, Cristina Aguilera o Scarlett Johansson.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.