Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 11/26/2016 12:00:00 AM

Margarita Rosa: la novia perenne de Colombia

Al tiempo que lanza su primera novela, la actriz, compositora, cantante, presentadora y ‘youtuber’ celebra 30 años de carrera.

El éxito ha acompañado la vida de Margarita Rosa de Francisco. A sus 51 años no para de sumar peldaños a su carrera ascendente, que ha sido un derroche de talento. Recientemente lanzó la novela El hombre del teléfono, en la que la ahora escritora describe una relación con un hombre que marcaría al país. La obra, que transita entre la ficción y la realidad, sirvió también de catarsis para que la Mencha relatara años convulsionados de su vida.

Margarita tiene un poder histriónico que hipnotiza. Desde muy joven se destacó por esa capacidad. De hecho, nació en un hogar en donde el arte no era ajeno: es hija del músico, cantante y actor vallecaucano Gerardo de Francisco y de la diseñadora de modas Mercedes Baquero, y hermana del también presentador Martín de Francisco.

Se dedicó al ballet hasta que tuvo problemas de columna que la obligaron a abandonar esa disciplina. En 1981 cambió su domicilio a Nueva York para estudiar inglés y ese mismo año debutó en el séptimo arte con la película Tacones. Tres años más tarde regresó a Colombia, fue elegida la modelo del año, representó al Valle del Cauca en el Concurso Nacional de Belleza, en donde obtuvo el segundo lugar, y después representó al país en Miss Mundo 1985.

La facetas de Margarita

Pero el momento de clímax, cuando los colombianos se enamoraron de ella, llegó en 1986. En ese año interpretó el papel de la niña Mencha en la telenovela Gallito Ramírez, por el que recibió el Premio Simón Bolívar a la actriz revelación. Su belleza enmarcada en una espectacular cabellera, y el amor que viviría con Carlos Vives hicieron que su imagen saltara a lo más alto de la fama. En agosto de 1988 se casó con el cantante samario, un episodio de su vida que duró poco y del que recientemente ha hablado en sus columnas de opinión.

Pero este vaivén sentimental no opacó su carrera ni la mirada de sus fans. Trabajó como presentadora en el noticiero 24 Horas y llegó a la pantalla chica de nuevo, esta vez como Juanita en Los pecados de Inés de Hinojosa, papel que develó su perfil más erótico junto a Amparo Grisales.

Ya en la década de los noventa se catapultó con un sinnúmero de roles exigentes y recordados. Actuó en la telenovela Calamar, luego en una polémica serie española titulada Brigada Central, en la serie local Puerta grande y finalmente interpretó su papel insignia en Café con aroma de mujer, una de las telenovelas más exitosas de la historia de la televisión colombiana.

En 1996 protagonizó la película Ilona llega con la lluvia, basada en el libro de Álvaro Mutis de ese mismo título, luego interpretó a Antonia en la serie Hombres, y sellaría la década con broche de oro con su papel protagónico en la telenovela La madre. A partir de 2000, aunque nunca dejó de lado la actuación, comenzó a incursionar en el mundo de la presentación de concursos y reality shows con la versión colombiana de Survivor, Expedición Robinson y el Desafío 2004 y 2008. En paralelo, De Francisco continuó sus proyectos: aceptó el papel protagónico de La Caponera, también en la telenovela mexicana Mientras haya vida, y tendría una participación especial en la película Paraíso Travel interpretando a Raquel.

Margarita se casó por segunda vez con el empresario Daniel Castello, en 2003, quien había sido su novio en 1992. Maduros, divorciados y con planes en conjunto decidieron unirse, pero el matrimonio no alcanzó a cumplir el año. Para 2011, hizo el protagónico del seriado Correo de inocentes y continuó de la mano de Caracol en las distintas versiones del Desafío.

Como cantante, Margarita también ha hecho sus pinos. Primero como la voz principal de la banda sonora de Café con aroma de mujer, también con La madre y con Mientras haya vida. En 2008 lanzó Margarita Rosa, una producción discográfica como solista que recopiló parte de un proceso de varios años. Su segundo trabajo en solitario lo hizo en 2012 con Bailarina, cuya portada causó conmoción pues apareció desnuda.

Margarita Rosa se ha reinventado en tantos ámbitos que deja a muchos boquiabiertos por su capacidad de transformarse y adaptarse a nuevos formatos. Se ha convertido en una figura a seguir por su afición al ejercicio físico y a la vida sana. A través de Instagram publica videos con consejos para sus fanáticos y con fórmulas para mantener la figura. En YouTube también está haciendo lo suyo, pisando fuerte como youtuber, tanto que la invitan a charlas y eventos con personajes innovadores en este formato.

Y como escritora

Como si todo lo anterior fuera poco, sorprendió con sus columnas de opinión en distintos medios escritos, puesto que a través de sus líneas inició cruzadas ideológicas que atrajeron a miles de seguidores. La revista Cromos le abrió las puertas, luego le seguirían El Espectador, y, actualmente, El Tiempo. Lo interesante de sus escritos es que se destapó… habla de su vida personal, de su perspectiva sobre temáticas tan humanas como el sentir femenino –sin ser feminista–, defiende la decisión de no tener hijos, comenta temas de política (aunque aclara su falta de interés por esta) y habla de acontecimientos de interés general. En sus columnas una voz de sinceridad aparece con títulos como ‘La envidia’, ‘El arte de vivir en paz’, ‘Por pura fe’ y ‘Respeto’, entre otras.

Y como la cereza en el postre, acaba de publicar su primer libro, El hombre del teléfono, que seguro sumará otro peldaño de su éxito. En el texto, que no deja de tener un tono autobiográfico, narra la historia de una joven actriz que viaja para España en los años noventa a asumir un nuevo trabajo. Una noche recibe la primera de una serie creciente de llamadas telefónicas de un desconocido, que asegura estar enamorado de ella. A partir de entonces se abre una historia misteriosa, llena de cuestionamientos a todo lo que ha creído en su vida.

Margarita Rosa de Francisco parece tener en sus manos la fórmula ganadora, la pócima para reinventarse y el atractivo para que no la olviden. Lo dicen sus aventuras y sus rachas de suerte. 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.