Lunes, 16 de enero de 2017

| 2015/12/19 21:00

Jennifer Lawrence: militante de género

A pesar de que es la actriz mejor pagada, sus ingresos apenas llegan a la mitad de los de Robert Downey Junior. Jennifer Lawrence tomó la vocería femenina y exige pagos igualitarios en Hollywood.

En 2015, Jennifer Lawrence se consolidó como la actriz más cotizada de Hollywood, pero eso no impidió que elevara su voz de protesta. Foto: A.P.

Bella, inteligente, talentosa y famosa. Así es Jennifer Lawrence, la actriz mejor pagada de Hollywood en 2015 según la revista Forbes y una de las más jóvenes en ganar un premio Oscar como mejor actriz protagónica.

Aunque ganó 52 millones de dólares, Jennifer tomó la bandera de la equidad salarial. No considera justo que en el mismo listado de la revista el actor mejor pagado, Robert Downey Junior, recibió 80 millones, 35 por ciento más que Lawrence.

Su lucha comenzó cuando hackers aún sin identificar infiltraron a Sony Pictures y, entre otras cosas, revelaron que ella ganaba menos que Bradley Cooper y Christian Bale, sus compañeros en la película American Hustle. Lawrence publicó un ensayo en internet en el cual no solo se pregunta por qué les pagan menos a las mujeres, sino por qué ellas cobran menos. “Me enojé conmigo. Fallé como negociadora porque me di por vencida antes de tiempo. No quería seguir luchando por millones de dólares que, francamente, debido a las franquicias de ‘Los juegos del hambre’ y ‘X-Men’, no necesito”, comentó.

La estadounidense, de 25 años, se ha ganado su reconocimiento a pulso. Como sus padres le advirtieron que no la dejarían hacer castings en agencias de talento en Nueva York hasta que terminara el bachillerato se graduó a los 14 años, cuatro antes que la mayoría de los norteamericanos. “Nunca llegué a considerar la idea de no tener éxito como actriz, ni un plan B en caso de fallar”, dijo en una entrevista con la revista Hello.

En 2013 recibió el Oscar por su papel en El lado bueno de las cosas. De ahí en adelante todo ha sido éxito en su carrera. Su protagónico como Katniss Everdeen en la saga Los juegos del hambre le dio reconocimiento mundial. En su momento no negoció ‘duro’ para no parecer caprichosa, pero algo cambió en 2015, año desde el cual pedirá lo que merece y abrirá el camino para que muchas otras actrices en Hollywood hagan lo mismo.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.