Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 6/16/1986 12:00:00 AM

NUNCA ES TARDE

A los 86 años, el escritor Jorge Luis Borges se casa con su asistente, de 41

"Por lo que usted será, por lo que acaso no entenderé, por todas estas cosas dispares que son talvez como lo presentía Spinoza, meras figuraciones y facetas de una sola cosa infinita, le dedico a usted este libro, María Kodama". Con estas palabras, el narrador argentino Jorge Luis Borges dedicó su libro "Historias de la noche" a quien fuera su alumna, su colaboradora, su acompañante, su guía y, desde el pasado 26 de abril, su esposa.
A las diez de la mañana de ese día, en el registro civil de Colonia Rojas Silva, en Asunción del Paraguay, quedó consagrado el matrimonio del escritor de 86 años y la profesora de literatura, también argentina, de 41 años. La boda se realizó por poder, ya que los novios se hallaban en Ginebra Suiza. La pareja contrajo nupcias sin informar a nadie y, días después, un periodista descubrió la noticia por casualidad, obligando entonces al abogado de Borges a informar oficialmente sobre el acontecimiento.
Pero, ¿por qué se casó Borges? Algunos afirman que porque el escritor está muy enfermo, presiente que se va a morir y antes de hacerlo, quería reconocerle a la profesora Kodama su afecto, legándole con este matrimonio todas sus obras y su patrimonio.
Esto en todo caso no dejaba de ser un episodio simbólico, ya que según el estudio jurídico que analizó el casamiento, para que la Kodama herede a Borges, no hacía falta una boda El escritor no tiene herederos forzosos y bien puede beneficiar con su testamento a quien quiera.
"De pronto fue que el viejo se enamoró de verdad", dijo un crítico al conocer las nuevas. Sin embargo, lo único cierto es que el misteriosísimo matrimonio ratifica, de una vez por todas, la pareja intelectual que constituyen Borges y la Kodama. Hace pocas semanas, Borges había dicho a un periodista: "No recuerdo una sola vez en mi vida que no haya estado enamorado. Cuando uno es viejo, parece ridículo estar enamorado. Yo esperaba curarme con el tiempo, pero no me sucedió".
Se conocieron hace 22 años, cuando María tomó un curso de literatura inglesa que Borges dictaba. "Ese día creí que me moría", había dicho María en una entrevista. "Yo tuve una gran admiración por él desde que tenía 5 años y una amiga de la familia me leyó los dos únicos versos que Borges escribió en inglés".
Después del encuentro durante el curso, siguieron hablando y leyendo juntos por mucho tiempo. Desde 1976, María Kodama no se ha separado nunca de el. "Repetí con Borges la relación que tuve con mi padre, una relación intelectual de aprendizaje para mí", relató hace poco la profesora, en una entrevista en la que además evocó la relación que habían tenido sus padres: él era un japonés proveniente de una familia de guerreros, mucho mayor que ella, que pasaba sábados y domingos relatándole cuentos épicos de Oriente.
Para Borges, este es su segundo matrimonio. En 1968, a los 67 años se casó con Elsa Asiete, de 57. Con ella, había sostenido un romance desde que tenía 27. A los 3 años se divorciaron, y entonces Borges dijo: "El matrimonio es un destino pobre para la mujer".
Seguramente ahora ya no piensa lo mismo.--
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1850

PORTADA

El hombre de las tulas

SEMANA revela la historia del misterioso personaje que movía la plata en efectivo para pagar sobornos, en el peor escándalo de la Justicia en Colombia.