Sábado, 10 de diciembre de 2016

| 1993/09/20 00:00

Rara belleza

Rara belleza

LA NATURALEZA A VECES COMPENSA. AL MENOS ESTO fue lo que le sucedió a la pequeña Athina Onassis, quien no sólo es la niña más rica del mundo sino que por un amplio margen superó el físico de su madre, Cristina. La hija del archimillonario griego Aristóteles Onassis fue reconocida por todo menos por bonita. Era una mujer gorda y fea, hasta el punto que se especula que los com plejos que su físico le creó la condujeron a tomar la decisión de quitarse la vida.
Por el contrario, Athina, quien hace poco cumplió ocho años, se está convirtiendo en una linda señorita. Su figura es espigada y tiene bellas facciones. ¡No siempre hijo de tigre sale pintado!

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.