Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 6/16/1986 12:00:00 AM

SIETE CANDIDATOS A 007

Estos son los candidatos a heredar el trono de Sean Connery y Roger Moore

En el firmamento del cine mundial cuelga un aviso: "Se busca un hombre que pueda dominar con puño, encanto y pistola a astutas rubias, entrenadas morenas y que se vea igual de elegante con smoking o con vestido de baño, que no pierda la calma ante una bomba de tiempo ni ante una mujer seductora".
El anuncio no ha aparecido en ningún periódico ni está pegado de las puertas de los estudios cinematográficos, pero sí rueda en todos los círculos donde hay actores en Europa, Estados Unidos y Australia, porque constituye una de las posibilidades más atractivas del momento: se necesita con urgencia un actor que haga de James Bond, el Agente 007, al servicio de su majestad, con permiso para matar.
La búsqueda del archifamoso agente secreto se inició con la simple consigna de encontrar un hombre que tenga algo más que ofrecer que lo usual y por la contundente razón de la edad de los anteriores protagonistas: Sean Connery tiene ya 55 años y Roger Moore, el famoso "Santo" que enloqueció a muchas televidentes hace tres lustros, ha cumplido 58 años de edad.
El envejecimiento de los dos actores llevó al productor Cubby Broccoli a buscar el nuevo James Bond, para continuar el éxito de una serie que ya cumple 14 películas en 20 años y que ha dejado en las chequeras de sus animadores consignaciones por valor de mil millones de dólares. Se dice bien: mil millones de dólares, sin contar los derechos para televisión y video.
Los candidatos
En medio de los rumores --y de las ambiciones-- propias de los medios cinematográficos, se dice que la elección no saldrá de siete aspirantes a esta especie de cetro de estrella principal de la serie.
Aunque el productor guarda en su folder las cualidades de sus candidatos, en la chismografía se mencionan con insistencia los siguientes nombres:
Jason Connery, hijo del ex agente 007 Sean Connery, que cuenta a su favor con una figura ante la que se derretirían las admiradoras de James Bond, pero en su contra tiene la edad --23 años-- que se considera poca para las exigencias del papel.
Más opción parece acumular John James, el célebre Jeff Colby de la serie "Dinastía", que cumple con dos requisitos fundamentales: 30 años de edad y su gran éxito con las mujeres.
Uno de los candidatos más firmes para ocupar la plaza es Mel Gibson, el australiano de 30 años, que se ha hecho famoso con la serie de películas Mad Max. A él la revista norteamericana People eligió como el simbolo sexual masculino y para muchos posee el encanto de Clark Gable. Pero Gibson tiene un punto en su contra:
la popularidad que ha alcanzado como ángel vengador de la serie Mad Max, lo que puede hacer que el productor se eche atrás.
Otros tres actores, hasta ahora desconocidos, esperan su oportunidad y forman parte del abanico: Pierce Brosnan, de 37 años, Simon Mac Corkindale, de 34 y otro australiano, Bryan Brown, de 38 años, quien todavía no ha logrado la fama y se le conoce más por el esposo de Rachel Ward, la heroína del "Pájaro espino".
La última oportunidad queda en Inglaterra, la tierra de origen de James Bond. Es el actor Lewis Collins, de Liverpool, quien a sus 39 años ya ha probado en la serie de televisión "Los profesionales", que es capaz de salir sin ningún rasguño de cualquier pelea.
Toda esta ola de comentarios y speculaciones acerca del nuevo 007, ha recibido, sin embargo, una especie de descalificación de Sean Connery, quien ha dicho que, en últimas, "cualquier tipo capaz de hablar, de caminar y de dormir con una mujer es un buen candidato".--
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.