Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 1/4/1999 12:00:00 AM

UN GRAN SEÑOR

Con la muerte de Carlos Holguín Colombia pierde a uno de los más respetados juristas de su generación.

Carlos Holguín Holguín debió haber sido canciller de la República. Fue Secretario General del Ministerio deRelaciones Exteriores y embajador en la OEA, pero merecía mucho más que eso. Tenía la formación y los valores de esa vieja Colombia donde la cultura, la ética y la caballerosidad eran los pilares de la clase dirigente. Había nacido en medio de la gran aristocracia de comienzos de siglo. Descendiente de Holguín y Caro, heredó de sus ancestros un conservadurismo ortodoxo y una vocación de servicio público que lo acompañarían durante toda su vida.
Fue uno de los juristas más respetados de su generación. Era versado en todas las ramas del derecho, desde el internacional hasta el civil, pasando por el canónico. Era también un hombre profundo tanto en historia como en música, pasiones que compartió con su hermano Andrés Holguín. Su curiosidad y su deseo de aprender nunca disminuyeron en sus 85 años de vida. Buena parte de ellos los dedicó a la academia. Durante mucho tiempo fue rector de la Universidad del Rosario, donde combinó esta actividad con la cátedra en múltiples materias.
Con su muerte Colombia pierde a uno de sus hijos más ilustres y Bogotá a uno de sus últimos cachacos.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.