Publicado: 09/02/2013

Cartas

Cartas

"Es antipatriótico establecer vocerías destructoras del camino a la paz", Ómar Muriel Arango, Medellín.

Perderemos todos

En cuanto al artículo ‘Crisis en La Habana’ edición n°.1605, debo manifestar que una de las diferencias entre el presidente Juan Manuel Santos y el exmandatario Álvaro Uribe Vélez, es que el primero reconoce la existencia del conflicto bélico en Colombia. Al aceptar esta sangrante y antieconómica realidad de más de 50 años, debemos entender que un combatiente o soldado apresado por algún ejército es un prisionero de guerra, aquí y en Cafarnaúm, según tratados internacionales. Para respaldar el proceso de paz en La Habana se necesita amor de patria, saber del gran beneficio que se le hará al pueblo colombiano y también lo inútil y terrífico de la continuidad criminal, por lo cual abogan los abanderados de la guerra para seguir sometiendo al país a una polarización inhumana. Necesario advertir que los diálogos de La Habana tienen el condicionamiento, en sus cinco puntos acordados, de no al cese al fuego, por lo tanto las acciones de guerra continúan. Antipatriótico establecer vocerías públicas destructoras del camino hacia la paz, donde los perdedores seremos todos, incluso los belicistas.

Ómar León Muriel Arango 
Medellín 


Más cruenta que la de El Nogal

En relación con su informe de la edición n°. 1605. Pienso que la tragedia de Bojayá fue mucho más cruenta que la de El Nogal. Allí murieron más de 100 personas, muchas de ellas niños. En aras de la equidad ¿no merecen estas personas tanto o más   despliegue en la revista que el hecho por ustedes al conmemorar el aniversario diez de esta tragedia? Admiro mucho la resiliencia asumida por una de las víctimas del Nogal por su tragedia. ¿Será que las madres, padres, hermanos, amigos de las víctimas de Bojayá no somos resiliences? ¿O simplemente sufrimos callados el olvido sin remedio de nuestro abandono?

Helí Barba Molina
Piedecuesta


Del embajador de Ecuador

En su edición nº. 1604 SEMANA publicó el artículo ‘Operación Balda’, en el que hizo insinuaciones sobre una supuesta actuación ilegítima del gobierno de la Revolución Ciudadana en el caso del señor Fernando Balda. Al respecto hago las siguientes aclaraciones:
El Estado ecuatoriano requirió a través de la embajada en Colombia que el señor Balda sea (sic) puesto a disposición de la Justicia nacional para que responda por una sentencia y un juicio pendientes. Este procedimiento se aplica en todos los casos, ante los requerimientos de la Justicia en nuestros países. 

El 11 de octubre, Migración Colombia decidió expulsar al señor Balda y fue trasladado a Ecuador para ser puesto a disposición de las autoridades competentes.

Es así que el traslado se realizó de la única manera admisible: de conformidad con la ley. Esto en el marco del excelente momento en la relación entre los dos países, con mutuo respeto de nuestras soberanías. 

Respecto a la denuncia de un intento de secuestro del señor Balda, esta requiere una investigación por parte de las autoridades competentes para esclarecerla, y, de comprobarse que es cierta, sancionar a los responsables. 

Debo señalar que el señor Balda se presentaba como asambleísta ecuatoriano, pero en realidad es un asambleísta suplente que nunca actuó como principal y que solo llegó a ese puesto tras la muerte de un coideario. Desde el año 2003 el señor Balda ha enfrentado procesos judiciales por tenencia ilegal de armas, alimentos, estafa, entre otros casos. Hoy está privado de su libertad por “injuria calumniosa no grave” y “delito contra la seguridad del Estado”.

Para finalizar, es importante aclarar que es falso que la embajada de Ecuador haya realizado una “fuerte protesta” frente a una conferencia del 10 de mayo de 2012 organizada por la Fundación Internacionalismo Democrático, del expresidente Álvaro Uribe. No cabría que objetemos la libertad de reunión, peor en territorio colombiano.

Raúl Vallejo Corral, embajador de Ecuador
Bogotá


Un crédito fotográfico

N. de la R. En la sección de música de la pasada edición (1605), omitimos por error el crédito del autor de la imagen del músico José Antonio Torres ‘Gualajo’. La fotografía fue tomada por Luis Carlos Osorio.
SEMANA.COM COPYRIGHT©2014 PUBLICACIONES SEMANA S.A.
Todos las marcas registradas son propiedad de la compañía respectiva o de PUBLICACIONES SEMANA S.A. Se prohíbe la reproducción total o parcial de cualquiera de los contenidos que aquí aparezca, así como su traducción a cualquier idioma sin autorización escrita de su titular.