Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/1/2010 12:00:00 AM

Detalles de la alianza ETA–Farc revelada por un juez español

El juez español Eloy Velasco acusó el lunes al gobierno venezolano de Hugo Chávez de amparar la relación entre la banda separatista vasca ETA y las Farc. El presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, le pidió explicaciones a Venezuela.

En un auto judicial de 26 páginas, el juez Eloy Velasco procesó a seis activistas de ETA, la mayoría exiliados, y a siete de las Farc por distintos delitos de integración terrorista, tenencia de explosivos y conspiración para cometer homicidios.
 
"Obran diligencias en este procedimiento que ponen de manifiesto la cooperación gubernamental venezolana en la ilícita colaboración entre las Farc y ETA", afirmó Velasco, quien culmina con estas acusaciones una investigación iniciada en 2008.

Por ejemplo, el juez relata que en 2007, dos activistas de ETA impartieron un curso sobre manejo de explosivos a varios miembros de las Farc en algún punto de Venezuela al que accedieron con escolta militar de la inteligencia venezolana.

Uno de los organizadores del entrenamiento fue el presunto etarra Arturo Cubillas Fontán, señalado como la persona clave en la cooperación ETA-Farc. Según el juez, Cubillas Fontán reside en Venezuela, donde en 2005 fue nombrado por Chávez director adscrito a la Oficina de Administración y Servicios del Ministerio de Agricultura. Cubillas era responsable del colectivo de ETA en esa zona desde 1999.

El auto fecha en 1993 el arranque de los contactos entre las dos organizaciones, que se intensificaron a partir del 2000.

El juez aseguró que mientras los activistas etarras se entrenaban en campos de las Farc, miembros de la guerrilla colombiana se desplazaron a España para planear atentados contra la vida del presidente colombiano, Álvaro Uribe, y la de su antecesor Andrés Pastrana.
 
Velasco aseguró que el guerrillero de las Farc Víctor Ramón Vargas Salazar, alias 'Chato', viajó a España en el 2000 para vigilar los movimientos en torno a la embajada de Colombia en Madrid. Vargas Salazar informó, según el magistrado, que asesinar a Pastrana y atacar la sede consular "no sería difícil" si se contaba con la ayuda de ETA.

Posteriormente, en 2003, cuando Pastrana dejó la Presidencia y vivía en Madrid, la organización etarra comunicó a las Farc que sería sencillo localizar al ex mandatario.

El juez indicó que "más recientemente", aunque sin detallar una fecha, las Farc y ETA pudieron realizar seguimientos similares con la idea de planear un atentado contra Uribe, quien ha visitado la capital española en numerosas ocasiones. La más reciente, en abril del año pasado.
 
Desde Hannover (Alemania), el presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, sostuvo que el ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, ya le solicitó a su homólogo venezolano “una explicación” en torno a las denuncias del juez Velasco.
 
"El ministro de Exteriores (...) ha hecho la oportuna gestión ante Venezuela para que dé una explicación ante estas informaciones que parten de la Audiencia Nacional", dijo el mandatario español. "Estamos a la espera de las explicaciones por parte de Venezuela y, en función de esa explicación, actuará el Gobierno de España", agregó.

El caso de la colaboración entre ETA y las Farc en España comenzó a finales de noviembre de 2008, cuando la Fiscalía presentó una querella en la Audiencia Nacional española.

La acusación se basó, en gran parte, en los correos electrónicos incautados en el computador del jefe guerrillero Raúl Reyes, muerto en marzo de 2008 en una operación militar del Ejército colombiano.

Además de Cubillas Fontán, los presuntos etarras procesados en la causa son José Ignacio Echarte Urbieta, José José Ángel Urtiaga Martínez y José Miguel Arrugaeta San Emeterio -los tres radicados en Cuba desde los años 80, según el magistrado-, Ignacio Domínguez Achalandabaso -en paradero desconocido- y José María Zaldúa Corta -actualmente en México-.

El juez también acusó a la ciudadana española Remedios García Albert, no vinculada a ETA, pero considerada el enlace de las Farc en España en otro sumario instruido por el juez Baltasar Garzón.

Los supuestos miembros de las Farc procesados, muchos en paradero desconocido, son Emiro del Carmen Ropero Suárez, alias ‘Rubén Zamora’, jefe del Frente 33; Rodrigo Granda Escobar; ‘Iván Márquez’, miembro del secretariado; Ómar Arturo Zabala Padilla, alias ‘Lucas Gualdrón’; Víctor Ramón Vargas Salazar, alias ‘Chato’; y Édgar Gustavo Navarro Morales, alias ‘Mocho’.

Velasco ordenó que se traslade el auto de procesamiento a la Cancillería y al Ministerio del Interior españoles para que realicen las gestiones necesarias ante los gobiernos de Cuba y Venezuela en la entrega de los acusados que, según el juez, se refugian en estos países.

Madrid – AP.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1829

PORTADA

Gran encuesta presidencial

Vargas Lleras arranca fuerte, Petro está estancado, Fajardo tiene cómo crecer y los partidos tradicionales andan rezagados. Entre los uribistas, Ramos se ve fuerte. Y Santos tiene 35 por ciento de aceptación. Gran encuesta de Invamer para Caracol Televisión, Blu Radio y SEMANA.