Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 6/16/2010 12:00:00 AM

Zapatero decreta en solitario la reforma laboral

Los empresarios la califican de "reformita" mientras que los sindicatos, que ya han anunciado una huelga general, la tachan de "lesiva contra los trabajadores".

La reforma laboral que se le pedía a España para regenerar su sistema productivo fue aprobada este miércoles por decreto y sin consenso.

Los empresarios la califican de "reformita" mientras que los sindicatos, que ya han anunciado una huelga general, la tachan de "lesiva contra los trabajadores".

La reforma -que pretende hacer frente a la crisis y al enorme desempleo español calculado en 4 millones de desempleados- penaliza los contratos temporales, pero también facilita el despido en las empresas con pérdidas, entre otras medidas.

Para ello contempla la creación de un fondo para abonar parte de las indemnizaciones por despidos, que comenzará a funcionar en 2012.

Así mismo abre las puertas para que las empresas que presenten pérdidas continuadas durante 6 meses puedan reducir su plantilla con una indemnización de 20 días por año trabajado.

Objeciones
En el último año más de 200 mil empresas han cerrado en España por la crisis, según la Confederación Nacional de Autónomos y Microempresas.

"La reforma laboral no responde a las causas que han provocado la crisis y el desempleo como la irresponsabilidad de la banca y el estallido de la burbuja inmobiliaria. Afirmar que se podrá garantizar mayor volumen de empleo o de mejor calidad simplemente actuando sobre el mercado de trabajo es una falsedad. Esta reforma, como en otros países, ofrece lo mismo: mano de obra más barata y más dócil", opina Juan Torres López, catedrático de economía de la Universidad de Sevilla.

"Lo que crea empleo general es la demanda global del conjunto de la economía y no la demanda de trabajo de cada empresa: por muy barato que sea el despido, o por muy buenas condiciones de negociación que tenga un empresario", agrega el experto.

En ese sentido los principales sindicatos señalan que la reforma "responde a las imposiciones de la Unión Europea, que han provocado una clara quiebra del discurso político del gobierno", señala Cándido Méndez, líder de la Unión General de Trabajadores (UGT).

"Es una reforma laboral dura que lesiona los derechos de los trabajadores. Facilita y abarata el despido y debilita la negociación colectiva", agrega Méndez.

Después de varias semanas de infructuosas negociaciones, los sindicatos han fijado la primera huelga general contra Zapatero para el próximo 29 de septiembre.

Empresarios piden más cambios
El Ministro de Trabajo Celestino Corbacho señaló que "no se debe confundir la mayor flexibilidad que la reforma laboral de gobierno otorga a las empresas, para ser más competitivas en un entorno globalizado, con que se vayan a dañar los derechos de los trabajadores o se vaya hacia una mayor precariedad de los contratos".

"La reforma ayudará a resolver algunos de los problemas que arrastra el mercado de trabajo desde hace 20 años y contribuirá a dinamizar el mercado laboral, a crear empleo, a reducir la temporalidad y a acabar con la destrucción de puestos de trabajo", subrayó el titular.

Una de las novedades más polémicas de la reforma es que se autoriza a las empresas a modificar las condiciones laborales —jornada laboral, imposición de turnos o cambios en la remuneración acorde con las nuevas horas de trabajo— en periodos de debilitamiento económico.

Pero para los empresarios, esto no es suficiente.

Gerardo Díaz Ferrán, ex presidente de Air Comet y máximo representante de la CEOE -gremio que aglutina a los empresarios- opina que la reforma "se ha quedado en una reformita. Las medidas se quedan a mitad de camino. No van a crear empleo porque dificultan las posibilidades de crearlo".

Gerardo Díaz Ferrán, máximo representante de la CEOE
En ese sentido el grupo de los Cien Economistas, una plataforma de expertos y académicos que hace poco se reunió con Zapatero para pedirle modificaciones profundas a la reforma, considera que se ha perdido una gran oportunidad de una reestructuración profunda que se pide desde hace 35 años.

"Se necesitan unas reformas de fondo en el mercado laboral como la sustitución de contratos temporales por un contrato único indefinido con una indemnización creciente en función de los años trabajados", señala Juan José Dolado, catedrático de Economía de la Universidad Carlos III y miembro de los Cien Economistas.

"Apenas se mencionan cambios en la negociación colectiva, aspecto indisoluble a la reforma de la protección al empleo. Si los salarios fueran suficientemente flexibles, el coste de despido sería neutral respecto al nivel de empleo", agrega el experto.

Pero no todo son críticas. El diario El Mundo, en su editorial de este miércoles, salió en defensa de la reforma de Zapatero:

"Llega tarde pero está haciendo lo correcto. Zapatero se está alineando con la política de los grandes países y está aplicando las fórmulas que nos pueden ayudar a salir de la crisis" afirma el editorial.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.