Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 3/27/2011 12:00:00 AM

América le regaló una hora al planeta apagando sus luces

Desde el Empire State en Nueva York hasta el Obelisco de Buenos Aires dejaron de iluminar el continente con el ánimo de apoyar la idea que comenzó el 31 de marzo de 2007.

Las construcciones más emblemáticas de la mayoría de los países de América, así como varias sedes de Gobierno apagaron sus luces por la Hora del Planeta, una iniciativa impulsada por la World Wildlife Fund (WWF) que busca durante 60 minutos dar un respiro a la Tierra.

Desde el Empire State en Nueva York hasta el Obelisco de Buenos Aires dejaron de iluminar el continente con el ánimo de apoyar la idea que comenzó el 31 de marzo de 2007, cuando 2,2 millones de personas de Sidney, Australia, apagaron sus luces durante una hora para reclamar acciones contra el cambio climático.

En esta ocasión, la organización involucró mil millones de personas y movilizó a 3.800 ciudades del mundo a apagar sus luces desde las 20.30 a las 21.30 (hora local).

EE.UU. demostró su respaldo dejando en la penumbra sus más grandes iconos como el rascacielos Empire State y la brillante plaza de Times Square, en Nueva York; las cataratas del Niagara, en la frontera con Canadá; la Catedral Nacional en Washington, y el Millenium Park de Chicago.

En México, cuarenta edificios oficiales y algunos de los monumentos más conocidos como el Ángel de la Independencia, el de la Revolución, el de los Niños Héroes y el Hemiciclo a Juárez, apagaron  sus luces, a los que se sumaron once hoteles de la capital mexicana.

Brasil apagó los focos de los principales monumentos de al menos 81 ciudades, con lo que insignias como el Cristo Redentor, la playa de Copacabana, el Jardín Botánico de Curitiba, el paredón de la hidroeléctrica binacional de Itaipú, la estatua de Iracema de Fortaleza y el estadio Pacaembú de Sao Paulo, quedarán en penumbras.

Al realizar la invitación, el presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, recordó que el país debe "dar ejemplo" porque es el que tiene "más biodiversidad por kilómetro cuadrado del mundo".

En ese sentido, se dio "off" a los interruptores de la Casa de Nariño, así como a los edificios más emblemáticos de las empresas. Además en varias ciudades del país se realizaron distintas actividades.


EFE
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.