Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 10/9/2013 12:00:00 AM

Antigua cárcel que fue transformada en un hotel

Un hotel en Alemania, está ofreciendo una estancia “fascinante” por encerrar a sus huéspedes en cuartos de viejas prisiones.

El hotel Alcatraz en Kauserslautern, Alemania, alguna vez fue una prisión real, pero ahora se ha transformado en un hostal moderno con un toque misterioso.

El hotel ofrece 56 habitaciones y dentro de los paquetes está disponible "experiencia completa", que consta de pasar la noche tras las rejas y con pijama de rayas de prisión; para así, darles la posibilidad a los “internos” que estén dispuestos, de sentirse como un recluso.

Además, los "prisioneros del hotel" podrán descubrir de primera mano cómo era la vida en el interior de las antiguas celdas, aunque tendrán a la mano algunas comodidades.

El recepcionista David Woodard, dijo: "El Dr. Michael Koll y el Dr. Andreas Kirsch compraron la antigua prisión y tuvieron la idea de convertirlo en un hotel en 2007, cinco años después de su cierre”. La decisión de fusionarse con una cárcel más grande y más lejos fue tomada por la misma prisión; tiempo después, los gerentes tuvieron la idea de convertirlas en un hotel, manteniendo la autenticidad de la prisión”.

Para vivir la experiencia completa los visitantes podrán escoger entre: una noche en una habitación individual que cuesta 65 dólares, o una habitación doble que tiene el valor de 92 dólares.

Alcatraz, originalmente construido en 1867, fue ampliado y pronto se construyeron numerosos ambientes como salas de trabajo, sótanos, áreas exteriores y una capilla.

"La gente que viene aquí por la experiencia completa del “hotel prisión” nos ha dado una respuesta muy positiva en los aspectos de la autenticidad y hospitalidad. Los clientes que tienen el tiempo para participar en el recorrido de la cárcel se sorprenden, pues ven las partes viejas, todavía no reformadas, que son tres niveles de celdas", dijo Woodard.

Completar la transformación de la cárcel en hotel, que cuenta con celdas, cómodas habitaciones y suites, así como un restaurante y una sala de reuniones, tomó 18 meses.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.