Miércoles, 7 de diciembre de 2016

| 2010/02/01 00:00

Ataque suicida mata a 41 en Bagdad

Otras 106 personas resultaron gravemente heridas y son atendidas en diferentes centros médicos.

Ataque suicida mata a 41 en Bagdad

Una atacante suicida que caminaba el lunes entre peregrinos chiítas en el norte de Bagdad hizo detonar el cinturón de explosivos que llevaba, matando al menos a 41 personas e hiriendo a más de 100, dijeron las autoridades.

El ataque fue el primero de esa magnitud este año contra los peregrinos que hacen el viaje a la sureña ciudad sagrada de Karbala para celebrar un día reverenciado en el calendario chiíta, y causó temores de un aumento de la violencia cuando el peregrinaje culmine el viernes.

La atacante ocultó los explosivos bajo su abaya — una capa negra de pies a cabeza lucida por mujeres musulmanas — hizo estallar sus explosivos cuando el grupo de peregrinos pasaba por el barrio de Shaab, de mayoría chiíta, en el norte de la capital, dijo el general Qassim al-Moussawi, principal vocero militar en Bagdad.

Un funcionario de la policía dijo que 41 personas, incluyendo mujeres y niños, murieron, y 106 resultaron heridas

Funcionarios de un hospital en Bagdad confirmaron las bajas. Todos los funcionarios hablaron a condición de anonimato, porque no estaban autorizados a hablar con la prensa.

Al-Moussawi puso la cifra de víctimas en 19 muertos y 80 heridos. Conteos encontrados de víctimas son comunes en Irak en los primeros momentos después del ataque.

Testigos describieron una escena caótica tras la explosión.

Raheem Kadhom, de 35 años, estaba parado a unos 140 metros del lugar cuando vio una enorme bola de fuego ascender de entre los peregrinos.

Había peregrinos "en el suelo, cubiertos de sangre y gritando por ayuda", dijo. "Había banderas ensangrentadas en todas partes".

El estallido fue tan poderoso que dejó sin zapatos a muchos, dijo Khadhom.

Muchas personas corrieron a ayudar a los peregrinos. Algunos pusieron a los heridos en coches, y les llevaron a hospitales, en lugar de esperar por ambulancias, dijo.

Pese a una declinación general de la violencia en Irak, al-Qaida y otros grupos extremistas suníes han atacado rutinariamente a peregrinos en un intento por azuzar las tensiones sectarias y hacer lucir mal al gobierno chiíta.

Esta semana, centenares de miles de chiítas hacen el peregrinaje a Karbala para marcar el final de 40 días de duelo que siguen al Ashoura, el aniversario de la muerte del Imam Hussein, una de las dos reverenciadas figuras chiítas enterradas allí.

Un flujo consistente de peregrinos — algunos con banderas verdes, rojas o negras — ha estado pasando por el barrio de Shaab, siguiendo una carretera desde Bagdad en ruta al santuario.
 
AP.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.