Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 1/29/2017 12:00:00 AM

¿De secretario general a presidente?

El exsecretario general de la ONU se lanzará como candidato presidencial de Corea del Sur

El diplomático Ban ki Moon se lanzará a las elecciones presidenciales de Corea del Sur. “Daré todo de mí para unir a este país dividido y hacer de Corea del Sur una nación de primer nivel. Como secretario general de las Naciones Unidas, he visto por qué algunas naciones prosperan y por qué otras fallan”, afirmó el funcionario de 72 años como antesala al anuncio formal de su candidatura. Aunque Ban ha dicho que está dispuesto a colaborar con cualquier grupo político que comparta sus valores, no ha elegido ningún partido para que lo apoye en su campaña. Esta ambigüedad ha hecho que su mayor opositor, el liberal Moon Jae-in, le asigne el apodo de “anguila aceitosa”, en tanto afirma que el exsecretario se desliza a través del espectro político sin sentar ninguna posición clara. Igualmente, si bien en casa Ban ha querido proyectarse como un conservador y diplomático cercano a Estados Unidos, siendo el candidato ideal para controlar las ambiciones nucleares de Corea del Norte, los medios nunca aprobaron su gestión. Tanto así que cuando dirigía la ONU, la revista The Economist llegó a llamarlo “el más aburrido entre los peores”, mientras que el diario The Guardian lo nombró “un hombre invisible”. Sumado a su poca popularidad en el exterior, Ban tendrá que desligarse de la figura de la actual presidenta, Park Geun-hye, que está siendo procesada por un estruendoso escándalo de corrupción que sacudió al país y que llevó a la desintegración de su partido.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.