Jueves, 8 de diciembre de 2016

| 2010/05/20 00:00

Cayó en Francia el jefe de ETA

El número uno de ETA, Mikel Carrera Sarobe, alias ‘Ata’ (izq.), y su número dos, Arkaitz Agirregabiria (der.), fueron detenidos este jueves en el sur de Francia. El Gobierno español confirmó que éstos hombres eran los responsables del aparato militar de la organización terrorista.

Mikel Carrera Sarobe, alias ‘Ata’, y Arkaitz Agirregabiria. Foto: EFE

Francia ha vuelto a descabezar la cúpula de ETA. En una operación que sigue abierta arrestó al considerado jefe militar de la banda, Mikel Carrera Sarobe, alias 'Ata', y a su número dos, Arkaitz Agirregabiria, además de otros tres presuntos etarras.

"Se trata del máximo dirigente de ETA en la actualidad, el responsable de los comandos", afirmó el ministro del Interior de España, Alfredo Pérez Rubalcaba, en una conferencia de prensa.

Rubalcaba dio gran importancia a estas detenciones y dijo que son fruto de los "muchos instrumentos de vigilancia" que hay desplegados en el sur de Francia y de la cooperación entre las fuerzas de seguridad de ambos países, que el Ministro alabó.

También destacó que sólo en los últimos dos años se han producido "siete detenciones de importantísimos dirigentes de ETA", entre ellos sus máximos jefes.

El Ministro explicó que los detenidos "estaban reunidos, no estaban escondidos", en una vivienda de la ciudad francesa de Bayona, cerca de la frontera con España.

"Desde el punto de vista operativo, el traspié de la banda es importante, se ha detenido a su jefe (Mikel Carrera) y al que, si era arrestado, le iba a suceder (Arkaitz Agirregabiria)", destacó.

¿Quiénes son los capturados?

Los expertos en la lucha antiterrorista consideran a Mikel Carrera Sarobe uno de los "duros" de la organización, muy vinculado al antiguo jefe de ETA, Garikoitz Aspiazu, 'Txeroki', hasta su detención en noviembre de 2008.

Nacido en Pamplona el 30 de mayo de 1972, huyó sin motivo aparente en 2003 y, hasta entonces, las fuerzas de seguridad le relacionan con el asesinato del dirigente del Partido Popular Manuel Giménez Abad, en mayo de 2001, el del guardia civil Juan Carlos Beiro, en septiembre de 2002, y la muerte de dos policías en Sangüesa (Navarra), en mayo de 2003.

Su pista más reciente apareció en enero de este mismo año, tras el alquiler -con documentación falsa- de una furgoneta en la que los etarras trasladaban explosivos de Francia a Portugal.

Por lo que se refiere a Arkaitz Agirregabiria del Barrio, de 27 años, su foto figura en los carteles de los terroristas más buscados y, por ahora, es el único identificado por las fuerzas de seguridad entre los etarras que participaron en el asesinato del policía francés Jean-Serge Nérin.

Maite Aranalde Ijurco, quien estaba en la vivienda con Carrera y Agirregabiria, era buscada por las autoridades y tenía una orden de captura en su contra dictada por la justicia española en septiembre del año pasado.

Ya había sido detenida en 2005 en Montpellier (sureste de Francia) y condenada en 2008 por un tribunal de París a seis años de prisión por asociación con delincuentes con fines terroristas.

'Ata', Agirregabiria y Aranalde estaban armados cuando las fuerzas de seguridad irrumpieron en la vivienda. Fuentes precisaron que los agentes que registraron el inmueble incautaron, además de las armas, importante documentación y material informático, que ahora deberá ser investigado minuciosamente.
 
En una población cercana, en el marco del mismo operativo, fueron arrestados el presunto colaborador de la banda Benoit Aramendi y una mujer que al parecer es su pareja, Laettitia Chevalier.

Todos serán llevados a dependencias policiales en Bayona para ser interrogados antes de pasar a disposición judicial en París.

Su traslado a la capital francesa deberá hacerse no más tarde de la madrugada del próximo lunes, cuando se cumplen 96 horas después de su detención, el plazo máximo de cuatro días para que los detenidos en casos de terrorismo estén en manos de la Policía.

La operación de hoy se produce cuando se cumplen exactamente dos años desde el arresto, el 20 de mayo de 2008 en Burdeos (suroeste francés), de Francisco Javier López Peña, 'Thierry', considerado en esa fecha número uno de ETA.

Desde entonces, las fuerzas de seguridad han arrestado a los sucesivos jefes militares de la banda: Mikel Garikoitz Aspiazu, ‘Txeroki’ (noviembre de 2008), Aitzol Iriondo (diciembre de 2008), Jurdan Martitegi (abril de 2009), Ibon Gogeascoetxea (marzo de 2010) y Mikel Kabikoitz Carrera Sarobe (este jueves).

EFE

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.