Sábado, 25 de octubre de 2014

| 2013/04/02 00:00

Corea del Norte “reactivará reactor nuclear”

Así lo anunció Pyongyang en medio de tensiones en la península coreana.

El sábado, Corea del Norte se declaró en "estado de guerra" con el Sur. Foto: EFE
;
BBC

En medio de la tensión en la península coreana, Corea del Norte anunció que reanudará las operaciones en el reactor nuclear de Yongbyon, que fue cerrado en 2007.

Pyongyang accedió hace más de cinco años a paralizar sus trabajos en ese reactor a cambio de ayuda y concesiones diplomáticas.

Según un portavoz de la agencia de energía atómica de Corea del Norte, citado por la agencia de noticias oficial norcoreana KCNA, las instalaciones nucleares se utilizarán para usos eléctricos y militares.

El comunicado de KCNA indica que esto fortalecerá las fuerzas nucleares norcoreanas "en cantidad y calidad".

La medida es la última de una serie de medidas por parte de Pyongyang a raíz de su tercera prueba nuclear en febrero.

El país comunista, que el pasado sábado se declaró en "estado de guerra" con el Sur, ha mostrado su disgusto por las sanciones de la ONU que recibió como consecuencia y por los ejercicios militares anuales conjuntos de Estados Unidos y Corea del Sur.

En las últimas semanas, Pyongyang lanzó una serie de amenazas contra objetivos surcoreanos y de EE.UU., a las que Washington respondió con movimientos de buques de guerra y aviones alrededor de la península coreana.

Un portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de Corea del Sur dijo que, de ser cierta, la medida de Corea del Norte sería "muy lamentable".

El portavoz del Ministerio chino de Relaciones Exteriores Hong Lei les pidió moderación a todas las partes para resolver la "compleja y delicada" situación.

Uranio

El reactor de Yongbyon –que constituyó la fuente de plutonio para el programa nuclear norcoreano– se cerró en julio de 2007 como parte de un acuerdo de desarme a cambio de ayuda.

Más tarde la torre de enfriamiento de la planta fue destruida, pero luego el acuerdo de desarme se estancó.

Parte de la razón por la que el acuerdo no prosperó fue que EE.UU. no creyó que Pyongyang revelara completamente todas sus instalaciones nucleares, una sospecha que cobró más fuerza cuando Corea del Norte le mostró una instalación de enriquecimiento de uranio en Yongbyon al científico estadounidense Siegfried Hecker en 2010.

A pesar de que su objetivo parecía ser la generación de electricidad, Hecker dijo que la instalación podría ser fácilmente adaptada para producir uranio altamente enriquecido para bombas.

"Reinicio de instalaciones nucleares"

El comunicado de este martes fue atribuido a un portavoz de la Departamento General de Energía Atómica.

El departamento había decidido "ajustar y modificar los usos de las instalaciones nucleares existentes", incluyendo "el reajuste y reinicio de todas las instalaciones nucleares en Nyongbyon (Yongbyon), incluida la planta de enriquecimiento de uranio y un reactor moderado por grafito de 5 megavatios".

La obra se pondría en marcha sin demora, según el comunicado, que también atribuyó el cambio a la necesidad de generar más electricidad.

En un informe de noviembre 2010 a raíz de su visita a Yongbyon, Hecker dijo que sobre la base de lo que él vio que creía que Corea del Norte podría "reanudar todas las operaciones de plutonio dentro de unos seis meses" en Yongbyon si así lo quería.

El reactor puede producir barras de combustible gastado que se pueden convertir en plutonio. Eso es lo que los expertos creen que Corea del Norte usó para sus pruebas nucleares en 2006 y 2009. No está claro si en la prueba de febrero se usó plutonio o uranio.

La reforma de las instalaciones nucleares podría sugerir que Corea del Norte podría comenzar abiertamente a enriquecer uranio para armas, lo que le daría una vía más rápida de ruta para la fabricación de armas nucleares, informa Lucy Williamson, corresponsal de la BBC en Seúl.

Buques de guerra

En las semanas transcurridas desde la prueba nuclear, la retórica de Corea del Norte se ha intensificado, lo que incluye múltiples amenazas de ataques contra las bases estadounidenses en Corea del Sur y Japón y en las islas del sur de la frontera de Corea.

Pero EE.UU., que en los últimos días puso a volar por los cielos de Corea del Sur bombarderos B-52, y aviones y bombarderos furtivos B-2 y F-22 en una demostración de fuerza, dice que no ve indicios de que la actividad militar en Corea del Norte haya aumentado.

"A pesar de la dura retórica que hemos escuchado de Pyongyang, no estamos viendo cambios en la postura militar de Corea del Norte, como grandes movilizaciones o posicionamiento de fuerzas", dijo el portavoz de la Casa Blanca Jay Carney.

Pero agregó que EE.UU. está "vigilando la situación de Corea con mucha diligencia".

Funcionarios de Defensa le dijeron a la prensa que EE.UU. colocó a su buque de guerra Aegis, capaz de defenderse contra ataques con misiles, en la costa suroeste de Corea del Sur.

Esto ofrecería "mayores opciones de defensa de misiles, si resultaran necesarias", le dijo a la agencia de noticias Reuters un funcionario.

Los informes también sugieren que EE.UU. está trasladando una plataforma de radar con base en el mar llamada SBX-1, en el Pacífico occidental, para que pueda monitorear a Corea del Norte.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×