Viernes, 20 de enero de 2017

| 2016/03/21 13:11

Obama agradece a Castro por la ayuda al proceso de paz de Colombia

Los mandatarios Barack Obama y Raúl Castro aseguraron que, pese a las diferencias, desean mantener una buena relación, para así poder contribuir a la paz.

Barack Obama y Raúl Castro en Cuba Foto: AP

El presidente de EE. UU., Barack Obama, afirmó que se mantiene "optimista" sobre lograr un acuerdo de paz en Colombia, al agradecer al gobierno de Raúl Castro por facilitar las conversaciones en marcha entre el Gobierno colombiano y la guerrilla de las FARC.

"Quiero agradecerle a Castro por prestar este escenario para las conversaciones de paz entre el Gobierno colombiano y las FARC", señaló el primer mandatario estadounidense.

Ante esta declaración, el presidente Juan Manuel Santos, reaccionó en su cuenta de Twitter y expresó: "Agradezco a los presidentes Obama y Raúl Castro por su apoyo a la paz de Colombia y sus esfuerzos para lograrla".

Coincidiendo con la visita de Obama, el secretario de Estado, John Kerry, se reunirá por separado con el equipo negociador de paz y los representantes de las FARC para conocer los avances del proceso.

Estados Unidos se implicó de manera más activa en el proceso con el nombramiento hace un año de Bernard Aronson como su enviado especial a esa negociación.

En febrero, durante la visita del presidente Juan Manuel Santos a Washington, se anunció el nuevo Plan Paz Colombia, por el que EEUU comprometió más de 450 millones de dólares para invertir en el posconflicto.

Reunión clave

De otro lado, el presidente cubano, Raúl Castro, agradeció el apoyo que el mandatario de Estados Unidos, Barack Obama, ha dado para poner fin al embargo estadounidense contra la isla. Así lo manifestó en una alocución este lunes, al cabo de una reunión que sostuvieron en el Palacio de la Revolución.

"Reconocemos la posición del presidente Obama y su gobierno ante el bloqueo y sus reiterados llamados al Congreso para que lo elimine. Las últimas medidas (de alivio al embargo, decididas por Obama) son positivas pero no suficientes", aseveró Castro.

Y agregó: "Ratifico que debemos poner en práctica el arte de la convivencia civilizada, que implica respetar y aceptar nuestras diferencias y no hacer de ellas el centro de nuestra relación (...) Tenemos disposición de mantener el diálogo".

Por su parte, Barack Obama saludó el "nuevo día" en las relaciones entre su país y Cuba, marcadas en el siglo XX por la hostilidad de la Guerra Fría. También elogió el "espíritu de apertura" del presidente Raúl Castro y aseguró que seguirá trabajando para que se normalicen por completo las relaciones entre las dos naciones.

Obama prometió que "el destino de Cuba no será decidido por Estados Unidos ni ninguna otra nación". Y añadió que su país "defenderá la democracia".

Con información de agencias.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.