Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 11/28/2011 12:00:00 AM

Egipto: por años lucharon por elecciones, ¿por qué algunos no las quieren ahora?

Egipto elige su futuro en sus primeras elecciones después de la caída de Mubarak. Sin embargo, decenas de miles de personas -en especial jóvenes- las rechazan, ¿cuáles son sus razones?

;
BBC
Después de 30 años del régimen de Hosni Mubarak y de soñar con unas votaciones libres, miles de egipcios atrincherados en la sudorosa plaza de Tahrir, en El Cairo, el lugar donde en enero comenzó el final de la era Mubarak, temen a las elecciones, por lo menos a las que están llamados desde este lunes.

Por su parte, la Hermandad, la Junta Militar y grupos como la alianza de salafistas que pugna por un estado islámico, ven en las elecciones un momento histórico para Egipto. Desde Tahrir, sin embargo, se teme que el sueño que comenzaron a construir en enero termine siendo una pesadilla sin salida. Pero ¿por qué ya no quieren las elecciones por las que tanto lucharon?

Represión de los últimos días

El malestar en Tahrir refleja la desconfianza de un sector de la sociedad egipcia que ve en la Junta Militar, que conduce la transición política, una continuación de las prácticas totalitarias y represivas del régimen de Mubarak.

Las protestas de las últimas semanas, saldadas con una dura represión policial que dejó más de treinta muertos y decenas de heridos, han avivado el descontento y la duda sobre el futuro.

A ello se suma el silencio de la Hermandad Musulmana, señalados como seguros ganadores de las elecciones con su partido Libertad y Justicia, ante las voces y reclamos de Tahrir que les piden aplazar las votaciones hasta que se rompa el cordón umbilical con los militares.

La todopoderosa Junta Militar

Mohamed Hussein Tantawi, jefe de la Junta Militar, pide a los egipcios su confianza pero hechos como la represión de los manifestantes de los últimos días, el rechazo de observadores internacionales y el endurecimiento de la Ley de Emergencia, que prometió derogar, multiplican la desconfianza.

Tantawi, quien fue ministro de defensa y comandante del ejército egipcio durante la era Mubarak, forma parte de la generación de militares que participó en la revolución militar nasserista de 1952.

Blindar al ejército en la Constitución

Uno de los aspectos más polémicos son los privilegios supraconstitucionales que Tantawi pide para el ejército.

Una de sus objetivos, de cara a la nueva Constitución que se espera redactar, es blindar y aumentar los privilegios económicos y legales que ya de por sí tiene el ejército egipcio, denunciado por organizaciones como Human Rights Watch como violadores de los derechos humanos.

Acuerdo entre la Hermandad y los militares

Son los que más quieren las elecciones. La Hermandad Musulmana, que prácticamente ya prevé tener el control del futuro parlamento egipcio, ha estado al margen de las protestas en Tahrir a pesar de que durante la carga policial estuvo intentando mediar entre los manifestantes y los agentes.

De ahí que se hable de un pacto tácito entre su principal partido, Libertad y Justicia, y la Junta Militar para no interferir en su ya por sentado triunfo.

La Hermandad ve en las votaciones un momento histórico para Egipto que, en su caso, consolidaría el movimiento islámico conservador como una potencia en la post revolución egipcia.

Comicios sin observadores

La Junta Militar ha garantizado la transparencia de las elecciones al mismo tiempo que rechazaba la presencia de observadores internacionales.

Las organizaciones locales serán las únicas que podrán supervisar las urnas durante las 48 horas que permanecerán abiertas. Ante la falta de observadores, desde Tahrir se denuncia la posible manipulación de los resultados.

A ello se suma la presencia de ex miembros del Partido Nacional Democrático, del depuesto Mubarak, que concurren a los comicios como candidatos independientes o infiltrados en las nuevas formaciones.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.