Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 4/30/2011 12:00:00 AM

El hijo menor de Gadafi y 3 de sus nietos, muertos en bombardeo

En Trípoli se escucharon esta noche fuertes explosiones y la televisión estatal aseguró que la OTAN estaba bombardeando varias zonas de la ciudad.

Saif al Arab, el hijo menor de Muamar el Gadafi, así como tres de los nietos del líder libio murieron a causa de un bombardeo de la OTAN, aseguró la noche del sábado noche el portavoz del gobierno libio, Musa Ibrahim.
 
En una conferencia de prensa en Trípoli difundida por la televisión estatal, Ibrahim afirmó que Gadafi se encontraba en la casa bombardeada de Saif al Arab, pero resultó ileso.
 
"La casa de Saif al Arab Gadafi ha sido atacada esta noche con plena fuerza. El líder y su mujer estaban en la casa con otros amigos y parientes", afirmó el portavoz.
 
Ibrahim aseguró que tanto Gadafi como su esposa resultaron ilesos, pero indicó que otras personas sufrieron heridas. "Se trata de un intento directo de asesinar al líder del país", sostuvo.
 
Saif al Arab, de 29 años, era el sexto hijo de Gadafi y el menos conocido de todos ellos. Cursó estudios en Alemania y no había efectuado ninguna aparición pública desde el inicio del conflicto en Libia el pasado 16 de febrero.
 
En Trípoli se escucharon esta noche fuertes explosiones y la televisión estatal mostró, unas imágenes, que aseguró eran de la casa del hijo de Gadafi tras el bombardeo, que mostraban grandes boquetes en las paredes y el tejado de la vivienda.
 
Amenazas
 
Horas antes, el líder libio Muamar al Gadafi se negó a abandonar el país a la vez que, por una parte, ha advertido a los países de la OTAN que atacan Libia que los libios podrían llevar la guerra hasta su territorio y por otra ha insistido en su propuesta para un alto el fuego.

En un discurso televisivo, Gadafi señaló que "los libios son libres de extender la guerra hasta el territorio del enemigo, tienen la razón y yo no puedo imponer un veto si tal es su decisión, ellos son libres de defenderse".

En el discurso, pronunciado con ocasión del centenario de una batalla librada contra las fuerzas italianas, Gadafi reprochó a Italia el haber vuelto a lanzar una agresión contra Libia y emplear su poderío militar para "matar a libios", según el texto difundido por la agencia oficial de noticias Jana.

"¿Dónde está el tratado de amistad y el acuerdo de no agresión? -preguntó- ¿Dónde está mi amigo Berlusconi?, ¿Dónde está el Parlamento italiano?".

Gadafi comentó que si el petróleo supone el motivo de la agresión occidental, "firmaremos contratos con sus empresas, no necesitamos una guerra para eso". El líder libio descartó tajantemente dejar el poder y abandonar el país.

"No voy a abandonar mi país. Nadie puede obligarme a dejar mi país y nadie puede decirme que no pelee por mi país", aseguró.

El líder libio agregó que él todavía está dispuesto a un alto el fuego: "(Libia) ha estado lista hasta ahora para entrar en un alto el fuego... pero el alto el fuego no puede ser de una sola parte".

"Fuimos los primeros en dar la bienvenida a un alto el fuego y fuimos los primeros en aceptar un alto el fuego -dijo el coronel-. Pero el ataque cruzado de la OTAN no ha parado".
 
Gadafi instó a la OTAN a negociar para poner fin a los bombardeos aéreos sobre Libia. "Nosotros no los hemos atacado, ni hemos cruzado el mar, ¿por qué nos atacan?, dejadnos negociar con vosotros, los países que nos atacan. Dejadnos negociar", apuntó.
 
Sin embargo, advirtió de que si los estados de la OTAN no quieren entablar conversaciones, el pueblo libio no se rendirá y está dispuesto a resistir, lo que denominó ataques "terroristas".
 
En ese sentido, Gadafi dijo que los efectivos de la OTAN morirán si invaden Libia por tierra. "O la libertad o la muerte. Ninguna rendición. Ningún miedo. Ninguna salida", señaló el dirigente libio, que denunció que los ataques aéreos de la OTAN traspasaron el mandato de la ONU.
 
Por otro lado, instó a los rebeldes a abandonar las armas porque, a su juicio, los libios no deberían pelearse entre sí.  "No podemos luchar entre nosotros -indicó Gadafi-. Somos una familia".
 
Afirmó que las fuerzas libias leales al régimen están luchando contra "grupos de Al Qaeda" y preguntó "¿estarán estos grupos dispuestos a respetar un alto el fuego? Reto a la Alianza Atlántica a obligar a esa gente a un alto el fuego", agregó

 
EFE
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.