Martes, 24 de enero de 2017

| 2009/10/10 00:00

Genocida tras las rejas

Genocida tras las rejas

Después de 15 años parece llegar en algo la justicia a Ruanda. El arrestado Idelphonse Nizeyimana era capitán del Ejército y jefe de inteligencia del gobierno cuando miles de hutus asesinaron durante 100 días a más de 80.000 personas pertenecientes a los minoritarios tutsis en 1994. Se le atribuye, además de instigar el brutal exterminio a machete, haber asesinado personalmente a la anciana reina tutsi Rosalie Gicanda, viuda del rey Mutara III. Cuando la guerra terminó, más de dos millones de hutus se exiliaron en países vecinos y Nizeyimana viajó al Congo, donde se unió a la organización guerrillera la Fuerza Democrática para la Liberación de Ruanda (Fdlr), que desde entonces ha desestabilizado la frontera entre los dos países. El criminal, que fue capturado en la capital de Uganda, Kampala, fue extraditado y será juzgado por la corte de Tanzania, aunque Ruanda ha pedido juzgarlo porque 15 años después no ha podido borrar las cicatrices.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.