Martes, 17 de enero de 2017

| 2010/11/17 00:00

Indignación en Rusia por la extradición del "mercader de la muerte" a EE.UU

El gobierno de Rusia recibió con indignación la decisión de las autoridades de Tailandia de extraditar a Estados Unidos a Viktor Bout, el supuesto traficante de armas conocido como "el mercader de la muerte".

Indignación en Rusia por la extradición del "mercader de la muerte" a EE.UU
;
BBC

El gobierno de Rusia recibió con indignación la decisión de las autoridades de Tailandia de extraditar a Estados Unidos a Viktor Bout, el supuesto traficante de armas conocido como "el mercader de la muerte".

El ministro de Relaciones Exteriores ruso, Sergei Lavrov, calificó el envío de Bout a EE.UU de "una flagrante injusticia" e insistió en que se trata de un comerciante inocente. Además, adelantó que pondrá a disposición de su defensa todos los medios posibles.

Lavrov habló también de que la extradición ha sido resultado de una presión estadounidense sin precedentes sobre Tailandia y recordó que en ese país hasta dos instancias judiciales declararon que no se ha probado su culpabilidad.

"El mercader de la muerte" fue detenido en Tailandia hace dos años en un operativo del Buró Federal de Investigaciones (FBI, en inglés). Desde entonces, Moscú no ha dejado de exigir su liberación.

Bout, antiguo oficial de la fuerza aérea rusa, se enfrenta a sus 43 años a una pena máxima de cadena perpetua. Sin embargo, en todo momento ha negado ser un traficante de armas.

Acusado de suministrar armas a conflictos de África y Medio Oriente y de intentarlo con la guerrilla colombiana, fuentes de la BBC en Moscú aseguran que esos supuestos negocios, de haberlos hecho, hubieran exigido el apoyo de altas esferas estatales.

Se cree que dispone de profundos conocimientos del mundo militar ruso y de las operaciones de inteligencia de ese país. Según corresponsales, la diplomacia rusa teme las revelaciones que pueda hacer en el juicio.

¿Mercader de la muerte?

El canciller Lavrov reiteró la creencia rusa de que la petición de extradición por parte de EE.UU se basa en motivaciones políticas.

Bout salió de Bangkok en un vuelo fletado al efecto horas después de que el primer ministro, Abhisit Vejjajiva, confirmara que el respaldo del gobierno a la extradición.

En un operativo que envolvió a docenas de policías, Bout fue trasladado de la prisión de máxima seguridad en que se encontraba recluido al aeropuerto.

Fuera de la prisión estuvo su mujer, Alla Bout, que frecuentemente había aparecido llorando en las vistas judiciales por las que pasó el supuesto traficante de armas desde su detención hace dos años.

"Nadie lo sabía, ni yo ni nuestro abogado. Vine a la prisión y Viktor ya no estaba ahí", dijo la esposa de Bout en referencia a lo repentino de la operación.

"Esto es claramente una decisión propiciada por la presión de EE.UU. (...). Se suponía que debía haber sido liberado porque un punto de vista legal teníamos todo para ganar el caso", agregó.

Un funcionario de la embajada rusa en Tailandia dijo que el cónsul ruso no pudo encontrarse con Bout antes de su partida.

Amante de la aviación

Viktor Bout comenzó a ganar prominencia hace una década cuando fue descrito en un informe de Naciones Unidas como un "conocido suministrador de actores paraestatales sometidos a embargo", fórmula empleada por la ONU para describir a quienes facilitan armas a rebeldes.

Se le acusa haber suministrado armas a diferentes grupos en Angola, Liberia y la República Democrática del Congo.

Pero también se sospecha de haber usado su red para pasar armas a principios de los 90 a Afganistán y Bosnia.

Un sitio en internet que se autodescribe como "La página oficial de Victor A. Bout" lo califica como un hombre de negocios con un incondicional amor por la aviación y una imparable carrera hacia el éxito.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.