Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 4/7/2012 12:00:00 AM

La amenaza ultraizquierdista

Nicolas Sarkozy tiene mucho de qué preocuparse. Como van las cosas, el socialista François Hollande, primero en las encuestas, le ganaría las elecciones presidenciales en segunda vuelta.

Nicolas Sarkozy tiene mucho de qué preocuparse. Como van las cosas, el socialista François Hollande, primero en las encuestas, le ganaría las elecciones presidenciales en segunda vuelta. Pero eso no es todo. Jean-Luc Mélenchon, el candidato de extrema izquierda, está dando pasos de animal grande y podría sacarlo de la contienda. Apoyado por el Partido Frente Izquierda y con un mensaje revolucionario que promete elevar el salario mínimo a 1.700 euros, Mélenchon está ganando votos entre los jóvenes y la clase obrera. Sus extraordinarias capacidades oratorias le valieron el apodo de El Tribuno y le permitieron escalar nueve puntos en la intención de voto. Así, a dos semanas de las elecciones, es el tercer favorito con 15 por ciento, incluso por encima de la ultraderechista Marine Le Pen. No es fácil que remonte los 12 puntos que le lleva el presidente, pero sin lugar a dudas está asustando tanto a este como a Hollande.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1861

PORTADA

Prieto en la mira

La imputación de cargos al exgerente de la campaña de Santos sorprendió. Pero esta no tiene que ver con el escándalo de Odebrecht ni con la financiación de las campañas. ¿Por qué?