Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 12/20/1999 12:00:00 AM

LA ASAMBLEA SUPERSONICA

Con un récord de velocidad la 'Soberanísima' venezolana concluyó su trabajo. Ahora los votantes <BR>tendrán la palabra.

Los venezolanos vivieron hasta la última semana en una 'montaña rusa'. La Asamblea
Nacional Constituyente cumplió al pie de la letra los deseos del presidente Hugo Chávez y aprobó
finalmente los 395 artículos de su proyecto de Constitución, el texto más extenso del mundo, en un tiempo
récord de 48 horas.La velocidad supersónica de la escena política venezolana en los últimos días arrastró y
se convirtió en el impulso inicial de la campaña para el referéndum del 15 de diciembre, en el que con el
gobierno y sus partidarios a favor y otros en contra, se decidirá el futuro ordenamiento político del país. Ese
certamen será el quinto comicio celebrado por los venezolanos en apenas un año. Para muchos
semejante ritmo atenta contra la credibilidad y el entusiasmo de los votantes. Pero estos son los
tiempos del estreno de la V República, la Bolivariana de Venezuela y, como parece demostrado, nada es
capaz de frenar el ímpetu de la nueva historia.El proyecto constitucional personal del presidente Hugo Chávez,
pues él mismo lo ofreció en las elecciones del año pasado, lo promovió, lo convocó y hoy llega a feliz término,
"va a ser un modelo para el mundo", según sus propios vaticinios. Fiel a su estilo, Chávez ha sido el primero
en montarse en la "montaña rusa" para dirigir la campaña y "derrotar" en las urnas con "plomo grueso" a
todos los que se oponen a su Carta Magna.Todas las armas propagandísticas están servidas en la mesa.
Dos frentes bien definidos y antagónicos se han conformado para luchar por el 'Sí o el 'No' de la nueva
Constitución. Pero además en la boleta electoral se incluirán dos preguntas adicionales, en las que se
consulta la decisión de los electores acerca de si están dispuestos a convocar nuevas elecciones para
elegir al Presidente y al gobernador de cada estado.Con el nuevo texto constitucional quedan
automáticamente disueltos o borrados del mapa un día después del referéndum el actual Congreso y el Poder
Judicial. Su integración, adaptada a las nuevas disposiciones públicas, se hará en una votación popular
conjuntamente con las del Presidente y gobernadores.Estas 'megaelecciones' (cinco en una), como ya se las
denomina, están previstas para el primer trimestre del próximo año. Preocupado como está por el incremento
del 86 por ciento de la pobreza, el 22 por ciento del desempleo y el acoso de la delincuencia el elector
venezolano todavía no se ha percatado de la magnitud de lo que está en juego en las urnas en
diciembre.Entretanto la Asamblea Constituyente ha impuesto un régimen de transición para llenar el vacío
institucional que se produce en estos casos. Sus funciones se prolongarán hasta el 2 de febrero próximo,
fecha en que concluyen los seis meses para lo cual fue nombrada. Un 'congresito' de 11 parlamentarios del
Congreso actual se ocupará de aprobar unas 30 leyes pendientes en los 90 días siguientes hasta que se elija
la futura Asamblea Nacional unicameral.La Iglesia ha alertado sobre el peligro de que los electores vayan a
votar casi a ciegas. "La gente no tiene idea de las cosas que están en juego", señaló el presidente de la
Conferencia Episcopal de Venezuela, monseñor Baltasar Porras. Aunque los prelados han exhibido cierta
neutralidad en el polémico texto, no sin antes criticar el fuerte peso del Estado sobre la sociedad, también
harán su propia 'campañita' en los templos cuando llamen al voto de conciencia y abran los ojos de los
feligreses, como sugirió el subsecretario de la Conferencia Episcopal, Pedro Freites.Pero los dos frentes
del 'Sí' y 'No' han radicalizado su campaña en vista de que no hay vuelta atrás para rectificar la Carta Magna
que sepultará la IV República.No obstante la tendencia favorable podría aumentar dada la intensidad con que
127 de los 131 constituyentes proclives al gobierno con el presidente Chávez a la cabeza empezaron su
movilización en todos los rincones del país para promocionar las bondades de su proyecto constitucional. El
frente del Polo Patriótico sacó el símbolo de la boina roja, utiliza los medios de comunicación estatales y
privados, Internet, videoconferencias, mítines, caminatas en los barrios y plazas. Y acusa a los
opositores de ser "neoliberales salvajes" culpables del desastre actual.Los del frente 'No', en cambio,
acusan a los chavistas de "neopopulistas y demagogos", "socialistas retrógrados", de "empobrecer a los
venezolanos", de "conducir al país a un desastre mayor" y otras lindezas. En esta orilla se han unido los
partidos tradicionales, los gremios empresariales, organizaciones civiles, intelectuales y profesionales que,
por su lado, bombardean por los medios e Internet. Pero pocos se hacen verdaderas ilusiones ante el
bólido político que comanda, sin intenciones de disminuir su velocidad, el presidente Hugo Chávez. nA la
medida de ChávezEl escritor e historiador Manuel Caballero califica de curioso el texto porque todo "el
batiburrillo armado con la Constituyente fue para aprobar un solo artículo: el de la reelección de Chávez, y
lo han demostrado en las discusiones y la irresponsabilidad con que los constituyentes han levantado la
mano"."Ellos, dijo Caballero a SEMANA, han producido un documento absolutamente inaplicable aquí y
en Pekín. Ni siquiera es un neopopulismo salvaje, es chavista hecho a su medida. Es mejor que no se
divulgue mucho porque vamos a ser el hazmerreír del mundo.La indigencia intelectual de los chavistas que
se refleja en la Constitución hizo que algún imbécil propusiera que la corrigiera García Márquez. "Me
gustaría que los constituyentes fuesen sinceros. Han utilizado el nombre de Bolívar para endiosar al
gobernante. Mejor hubieran llamado la República Chavista de Venezuela."Soy escéptico en cuanto a los
aspectos positivos del texto. Chávez es un aventurero sin principios y ya lo veo prendiendo velas a la
globalización. No me gusta pronosticar cuánto tiempo puede durar la nueva Constitución pero Hitler pretendió
perpetuarse 1.000 años y sólo duró 12 años en el poder".
Lo nuevo de la Carta
* Cambio de nombre: República Bolivariana de Venezuela.
* Reelección presidencial inmediata de seis años cada período.
* Una sola vuelta presidencial por mayoría simple.
* La decisión de los ascensos militares en manos del Presidente.
* Un vicepresidente designado a dedo por el Presidente.
* El Presidente tendrá la facultad de disolver el Parlamento.
* El Congreso se convierte en Asamblea Nacional unicameral.
* La Asamblea Nacional será sólo de diputados de 160 miembros.
* Los militares tendrán derecho al voto.
* Las cuatro armas quedan unificadas en una sola Fuerza Armada Nacional.
* Las funciones de los militares abarcarán actividades relacionadas con el desarrollo.
* Se consagran expresamente todos los derechos humanos y civiles.
* Nacen dos poderes adicionales: el Ciudadano y el Electoral.
* La descentralización queda sujeta a un nuevo federalismo.
* Al sector privado se le abre una ventanilla en la industria petrolera, que será materia de reglamentación.
* Lo mismo en la seguridad social.
* Se garantiza la seguridad social igual para todos.
* Se garantiza la gratuidad en educación, salud y vivienda.
* El Banco Central queda bajo el control de la Asamblea Nacional.
* La Constitución declara nulos los tratados y laudos arbitrales 'viciados'.
* Los funcionarios electos quedan sujetos a la revocatoria del mandato por referéndum.
* La Corte se convierte en un Tribunal Supremo con cinco salas.
* Se elimina el Consejo de la Judicatura.
* Se protege la maternidad desde la concepción.
* Se exige que la información sea veraz, oportuna e imparcial.
* Se reconoce la libertad de cultos
* Se reconoce a las etnias indígenas como pueblo.
* Se permite la enmienda constitucional.A favor del 'Sí'A favor del 'Sí'El constituyente Hermann Escarrá,
ideólogo del proyecto constitucional, considera que es equilibrado, balanceado y de avanzada,
especialmente en los derechos humanos. "Está entre las primeras del mundo", dijo a SEMANA."Voy a hacer
campaña por el 'Sí' pero lamento que no toda la Constitución sea hermosa. Tiene fallas y voy a ser objetivo.
No me gustó que se cambiara el nombre de Venezuela. Esto va a crear problemas políticos. La gente va a
ver que la Constitución es de un solo sector. Todas las Constituciones que no tienen consenso tienen
poca duración."En lo económico y social no se logró una consolidación de lo que era la reducción del
Estado. Las economías modernas están evolucionando hacia un sistema mixto de mercado y más libertad a la
sociedad. En lo federal se contradice con el sistema unicameral del Parlamento. Eso es grave porque no
tenemos una cultura del régimen de Asamblea. El sistema de enmiendas permite que el texto sea flexible".Un
modelo para muchosEl constituyente Alfredo Peña, periodista, ex ministro de la Secretaría de la Presidencia
de Chávez, es un firme defensor de la Constitución. "Es de avanzada en lo económico, sin duda, en lo
macroeconómico que procura la estabilidad monetaria y fiscal, que obliga a un entendimiento entre el
Banco Central y Finanzas, se fijan metas, objetivos y que sea conocido por el público."No sé si será un
modelo para el mundo pero sí para muchos países. Hay libertad para la iniciativa privada, el comercio, la
prensa, el trabajo, los fondos de pensiones y queda una ventanita para la participación privada en ciertas
áreas de la industria petrolera. El Estado podrá vender algunas acciones de sus filiales petroleras y hacer
cualquier tipo de negocios. El Estado asume compromisos sociales pero eso se logrará en cinco años. Es
austero en lo económico y severo con el endeudamiento público".Los jinetes del 'No'Tan pronto terminó la
Constituyente su tarea cuatro de los miembros más célebres decidieron emprender la batalla por el 'No'.
Sin parecerse a los 'cuatro jinetes del Apocalipsis', Jorge Olavarría, Allan Brewer Carías, Claudio Fermín y
Alberto Franceschi, "juntos pero no revueltos", como dijo Brewer, comenzaron la cruzada por el rechazo. Los
cuatro hablaron con SEMANA.Brewer lamenta que el proyecto "no asegura la transformación del sistema.
No puedo votar por una Constitución que cambia un centralismo por otro, cambia una partidocracia de
partidos viejos por otra de partidos nuevos, acentúa el estatismo y mezcla el presidencialismo con el
militarismo".Jorge Olavarría considera que es "la peor involución constitucional de la historia venezolana.
Parte del supuesto de que el Estado es un ente de recursos inagotables que puede atribuirse funciones para
las cuales no tiene los recursos ni los medios humanos. Es inviable e insincera. Proclama la democracia
pero sienta las bases para el tutelaje militar bajo un concepto de seguridad propio del Cono Sur".Para
Alberto Franceschi , "es un deber decir 'No' a una Constitución que nos hará más pobres y atrasados y que
no es de los venezolanos sino de los chavistas y para los chavistas. Esto ha servido para legalizar la
pretensión de Chávez de eternizarse en el poder".El ex candidato presidencial Claudio Fermín se sumó
porque el texto "le propina una puñalada a la descentralización". No le ha gustado para nada la adopción
de un Parlamento unicameral, se quejó de que no hayan aprobado la doble vuelta presidencial y cuestionó el
poder que se le confiere al Presidente para disolver el Parlamento.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.