Lunes, 5 de diciembre de 2016

| 2016/03/19 13:31

“El sueño de Laura siempre fue volar”

Laura Patricia de la Cruz, de 26 años, falleció en el accidente aéreo ocurrido en Rusia. La joven cumplía su sueño en la aerolínea de Fly Dubái.

“El sueño de Laura siempre fue volar” Foto: Tomada de Twitter.

La terrible noticia llegó en la madrugada de este sábado. Un funcionario de Fly Dubái, con un español poco fluido, le informó a Wulfran De la Cruz que su amada Laura estaba en el vuelo que se accidentó al sur de la lejana Rusia. Laura de la Cruz era una de las auxiliares del vuelo FZ 981.

La joven de Sabana Larga (Atlántico) se fue cumpliendo el sueño que siempre la acompañó: volar. Desde que estaba en el colegio, Laura siempre indicó que quería conocer el mundo. “Fue una joven muy centrada. Sabía lo que quería y lo cumplió”, aseguró una de sus profesoras de colegio. Para cumplir su sueño decidió convertirse en auxiliar de vuelo y las millas de la vida la llevaron a vivir a los Emiratos Árabes, donde consiguió trabajo en Fly Dubái.

Laura estaba casada con el también auxiliar de vuelo, Andrés Ruiz. Desde hace tres años, los jóvenes decidieron radicarse en el país petrolero. La atlanticense logró llegar a Fly Dubái en 2012. De acuerdo con lo que señalaron sus familiares “su expectativa era trabajar dos o tres años más en la aerolínea y ahí sí volver a Colombia”.

La joven estuvo en el país durante la época vacacional junto con su esposo. Su padre, todavía en shock por lo ocurrido, atinó a contar que “Laura estaba cansada por la rutina de trabajo”. Además, señaló que ella siempre le advirtió de los riesgos de las profesión que había elegido desde que corría por los caminos de Sabana Larga.

La aerolínea envío tres tiquetes para que familiares de Laura puedan acercarse para realizar el reconocimiento del cuerpo. La Cancillería colombiana informó que está haciendo las gestiones necesarias para adelantar los trámites de repatriación.

El accidente

Las autoridades rusas han mantenido completo hermetismo sobre las investigaciones que adelantan para esclarecer las razones del siniestro. En rueda de prensa, el presidente de Fly Dubái solicitó “prudencia y paciencia” para que las autoridades aeronáuticas puedan hacer las pesquisas con mayor precisión. Además, envió las condelencias a los familiares de las 66 víctimas del accidente.

El comité de investigación ruso también anunció que se habían encontrado las dos cajas negras del aparato. El avión se estrelló cuando estaba efectuando un "segundo intento de aterrizaje debido a las malas condiciones meteorológicas", indicó por su parte el Ministerio de Situaciones de Emergencia.

"Rozó la pista de aterrizaje con un ala y empezó a desintegrarse", precisó y señaló que los restos quedaron diseminados en una zona 1,5 km a la redonda. Imágenes difundidas por las cadenas de televisión rusas mostraron una enorme bola elevándose hacia el cielo tras el accidente.

Condiciones meteorológicas ‘terribles‘

El presidente ruso, Vladimir Putin, presentó su pésame a las familias de las víctimas, y el comité de investigación abrió una causa penal por violación de las reglas de seguridad y de explotación del transporte aéreo.

"Diferentes versiones del siniestro están siendo analizadas, entre ellas un posible error de la tripulación, un problema técnico a bordo, difíciles condiciones meteorológicas y otros factores", precisó el portavoz del comité, Vladimir Markin.

Boeing, por su parte, dijo que estaba al corriente de la tragedia y tuiteó que necesitaba "recabar más detalles" de la catástrofe antes de hacer una declaración oficial. El director de la agencia de aviación civil rusa, Alexander Neradko, declaró que no tenía ninguna duda sobre la seguridad de las instalaciones aeroportuarias de Rostov y descartó la responsabilidad de los controladores aéreos.

En la madrugada llovía intensamente en Rostov del Don y las autoridades habían emitido una alerta de fuerte viento. La principal compañía aérea rusa, Aeroflot, anuló sus vuelos a Rostov del Don hasta el domingo incluido, y otras compañías redirigieron sus aviones hacia el aeropuerto de Krasnodar, a unos 300 kilómetros de distancia.

"Las condiciones meteorológicas eran terribles, el avión temblaba de una manera horrible", contó al canal un pasajero de un vuelo desviado a Krasnodar que aterrizó poco antes del accidente del Boeing.

Fly Dubái pertenece al gobierno de Dubái (Emiratos Árabes Unidos), fue creada en marzo de 2008. Desde entonces, esta compañía de bajo coste registró una fuerte expansión, a la sombra de su hermana mayor Emirates, la primera compañía del mundo en número de pasajeros internacionales.

La aerolínea, que no había registrado ningún accidente importante desde su creación, tiene una flota de 50 Boeing 737 que viajan a 90 destinos situados a menos de seis horas de vuelo de Dubái.

El último accidente mortal de un avión de línea en Rusia se remonta a noviembre de 2013, cuando un Boeing 737 de la compañía Tatarstan se estrelló en el aeropuerto de Kazán, con saldo de 50 muertos.

*Con información de AFP.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.