Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 7/30/2014 12:00:00 AM

Mensajes de Facebook causan tres muertes en Pakistán

Una mujer de 55 años y sus dos nietas murieron en un incendio causado por un grupo que buscaba vengar una supuesta blasfemia.

El domingo por la noche, ocho casas de una comunidad de la minoría religiosa Ahmadi ardieron en la ciudad de Gujranwala, al noreste de Pakistán. Rumores que Aqib Saleem, un joven Ahmadi de 18 años, había publicada en su perfil de Facebook una foto de una mujer desnuda sentada sobre la Meca incitó la formación de una turba. 

Enardecidas, unas 1.000 personas buscaron vengarse contra el joven y atacaron a la comunidad. Aqib, junto con varios de sus vecinos, logró escapar, pero Bushra Bibi y dos de sus nietas quedaron atrapadas y murieron por la inhalación de humo.

El hecho se suma varias otras acciones de intolerancia religiosa realizadas en el país. Los Ahmandi, a pesar de ser musulmanes, son considerados como herejes por el resto de la comunidad islámica. Han sido perseguidos en varios países islámicos, sobre todo en Pakistán, donde se han registrado varios ataques contra la comunidad. Así sucedió hace cuatro años, cuando un hombre armado asesinó a 86 personas en distintos ataques coordinados contra lugares de culto.

La turba justificó sus acciones en la ley antiblasfemia de Pakistán, que tiene penas que fluctúan entre una multa y la muerte. Su arbitrariedad ha generado que grupos fundamentalistas islámicos la hagan cumplir en sus manos. Como en este caso donde, según los atacantes, alguien tenía que pagar las ofensas contra el Islam.

La comunidad Ahmandi se queja de que bajo la ley se justifican las hostilidades en contra de las minorías del país. “La gente que fue asesinada ni siquiera estaba acusada de cargos de blasfemia. Su único crimen fue que eran Ahmandis”, declaró 
Zohra Yusuf al Ney York Times, vocera la Comisión de Derechos Humanos de Pakistan.

Bajo estas mismas doctrinas también se han atacado a comunidades cristianas. Además, las víctimas denuncian que no reciben ayuda de las autoridades que, según ellos, miran al otro lado mientras hordas de islamitas enfurecidos ataquen civiles inocentes.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.